Rossi se asfixia
Pique espectacular entre Márquez, de primero, y Rossi en su nuca. Manan Vatsyana/AFP-La República
Enviar

201510252313340.39-1-recuadro.jpg
El español Dani Pedrosa de Honda, sumó su segunda victoria de la temporada al imponerse en el Gran Premio de Malasia de MotoGP que se disputó en circuito de Sepang y en el que el español Jorge Lorenzo de Yamaha fue segundo y recortó distancias con el italiano Valentino Rossi.
Rossi protagonizó un incidente con el español Marc Márquez durante la sexta vuelta. El italiano esperó al español y tras mirarle y acercarse a él le lanzó una patada que tiró al campeón del mundo de MotoGP en 2013 y 2014 por los suelos.
Todo un fin de semana "cargado" con la declaraciones de Rossi contra Márquez hizo saltar por los aires su rendimiento en pista. De repente Rossi se encontró tras Márquez y entre ellos comenzó una batalla espectacular y sin cuartel con constantes adelantamientos y algún gesto del italiano con la mano al español como para que le siguiese, algo que no debió sentar nada bien al piloto de Honda, que evidenció no querer perder una nueva batalla con el italiano, como ya sucedió en Argentina o en Holanda.
La situación llegó a su culmen en el sexto giro cuando de manera descarada el italiano esperó al español y, tras darle con la moto, le propinó una patada que acabó tirándolo al suelo.
La Dirección de Carrera, en una decisión incomprensible por lo claro de la situación en la que Rossi saca el pie y tira a Márquez debió sacar la bandera negra de eliminación para el italiano, pero anunció que investigaría el incidente después de la prueba.


 



Ver comentarios