Logo La República

Viernes, 20 de mayo de 2022



COLUMNISTAS


Reflexiones: ¿Por quién voy a votar este 6 de febrero?

Leiner Vargas lvargas@una.ac.cr | Jueves 27 enero, 2022


Quiero expresar mi criterio sobre los 6 candidatos (as) que considero son relevantes para la elección de este 6 febrero y que están en la palestra por la decisión de la segunda ronda electoral, inminente ante la gran incertidumbre existente y, sobre todo, ante la situación del país que confronta grandes desafíos en lo económico, lo social y lo político. Quiero decirles que lo hago con todo respeto a quiénes opinen diferente, en eso radica el concurso de la democracia en asumir criterio propio y decidir de acuerdo con lo que pensemos es la mejor opción para Costa Rica.

Empiezo por los extremos, Eli y Villalta, ambos son dos caras relativamente frescas en la política nacional, el primero refleja el modelo liberal puro que, si bien es consistente con el pensamiento más ortodoxo en economía, carece de una adaptación al modelo costarricense, algo que le terminará por poner un techo a las aspiraciones del candidato blanco y de ascendencia Judía. El otro candidato de la parte izquierda del abanico ideológico parece recobrar su lucidez con gran personalidad y un discurso conciliador, eso sí, su partido está totalmente dividido entre las juventudes y las bases históricas de la vieja izquierda. Ambos parecen haber ganado terreno en el camino tortuoso de la campaña electoral en redes sociales y se han ganado un pulso para tercero o cuarto lugar si la carrera de caballos terminará hoy.

Una segunda pareja lo reflejan dos perfiles muy distintos, Fabricio y Rodrigo, ambos candidatos están en la zona conservadora, con un discurso político muy similar, tal vez la ventaja de Fabricio es su experiencia previa en campañas y claro, su tono conciliador con los temas sociales, dónde pareciera no apartarse del centro. Por el contrario, Rodrigo refleja la irrupción completa, el porte y discurso prepotente del sabelotodo, el que se burla de todos, inclusive de los periodistas. Su principal muleta, la expresentadora de televisión y cara muy conocida en el país, Doña Pilar. Fabricio intenta diferenciarse, pero su figura se ha visto deslucida al no tener un rival directo a su discurso ortodoxo en la religión y ponerse los temas económicos, sociales y ambientales como puntas de lanza de la campaña. Su discurso suena un poco remendado y su partido, dividido, ya no apunta a convertirse en el candidato a vencer.

La pareja que pareciera estar disputando la segunda ronda son el candidato Figueres y la señora Saborío. Dos versiones absolutamente tradicionales y, además, provenientes del bipartidismo clásico del país en el siglo XX. La verdad al candidato Figueres le suma la experiencia, un equipo consolidado y un discurso conservador en lo económico, pero moderno en lo social y ambiental. Es el rescate de lo público en un entorno sumamente retador con una figura de fuerte liderazgo, y claro, con los pantalones remendados que significa que claramente el tiempo y sus decisiones del pasado le cobran mucha roncha en ciertos temas. Del lado de Saborío, la imagen retraída y su discurso confuso ha costado puntos en esta recta final, el COVID-19 en esta fase final pareciera que ha sido un toque salvo de campana, ante un discurso que cada vez es más difuso. Empero, el esfuerzo de su campaña sigue estando en las mujeres y un discurso suave de no combatir sustantivamente el estatus quo.

A pesar del esfuerzo de los 18 restantes candidatos por diferenciarse o salir del margen de error de las encuestas, ciertamente el financiamiento y la falta de un partido fuerte que les respalde les ha pasado factura a figuras conocidas y desconocidas del medio político. Pareciera que algunos podrían llegar a la Asamblea Legislativa al menos, pero en este tema, aún el clima político está demasiado frio.

Mi voto en esta carrera de primera ronda es por el candidato más experimentado, la experiencia y su equipo de trabajo respaldan un gobierno que recupere el liderazgo y el rumbo del país. A pesar de que lo he manifestado con vehemencia que me gustaría un candidato más progresista y disruptivo en lo económico, lo cierto es que en el marco de la oferta electoral que tenemos al frente, Figueres y el PLN son por mucho, desde mi punto de vista, la mejor opción disponible.


NOTAS ANTERIORES


Grandes iniciativas del gobierno

Viernes 20 mayo, 2022

La iniciativa gubernamental de suprimir un importante grupo de órganos desconcentrados y con juntas directivas que tienen al ministro como un voto más me parece

Una oportunidad para Costa Rica

Miércoles 18 mayo, 2022

Se oye mucho en los medios sobre “la crisis de los contenedores” y los “problemas de abastecimiento” y como afectan al comercio del país







© 2022 Republica Media Group todos los derechos reservados.