Logo La República

Martes, 11 de diciembre de 2018



ACCIÓN


Por la gloria de Europa

Redacción La República [email protected] | Miércoles 15 mayo, 2013



Por la gloria de Europa

El rico y potente Chelsea contra la historia y el pedigrí del Benfica

La final de la Liga Europa medirá en esta edición a dos clubes antagónicos: el Benfica, equipo histórico que brilló en la Europa de principios de los 60, y que afronta un largo período de sequía continental, y el Chelsea, hoy un conjunto rico y potente cuyos mayores éxitos se remontan a la última década.
De un lado de la balanza, la mayor competitividad de la Premier, un presupuesto cuatro veces superior al de su rival (más de 300 millones de euros) y estrellas a nivel mundial como John Terry, Frank Lampard o Fernando Torres. Del otro, el factor sorpresa y el buen juego desplegado esta temporada por las "águilas", sedientas de un título europeo.
El Chelsea entrenado por el español Rafa Benítez buscará en Ámsterdam arrebatar al Benfica la Liga Europa y levantar un trofeo continental por segundo año consecutivo.
Ante los portugueses, los "blues" tendrán la posibilidad de añadir un nuevo título a su palmarés tras una temporada que comenzó con su eliminación de la Champions, de la que hasta la final del día 25 son vigentes campeones.
Si el club londinense consigue el segundo campeonato europeo de la era del magnate ruso Roman Abramovich, se convertiría en el tercer equipo en la historia que gana la Liga de Campeones y la Liga Europa —antes, Copa de la UEFA— en dos temporadas consecutivas.
El conjunto inglés llega a la capital holandesa en pleno estado de forma y sin conocer la derrota desde hace más de un mes, lo que le ha garantizado casi con seguridad el tercer puesto en la Liga Premier y la clasificación directa para la próxima Champions.
Si los londinenses llegan con la moral alta por sus últimos resultados en Liga, lo contrario le ocurre al Benfica, que perdió el partido y el liderato en favor del Oporto en su duelo del pasado sábado, y que podría así despedirse de un campeonato que ya acariciaba a falta todavía de un único encuentro.
Los lisboetas, que aspiran al triplete -también han llegado a la final de la Copa de Portugal-, quieren culminar de la mejor forma posible una temporada meritoria y hacer recordar al club glorias pasadas.
El equipo portugués, que llega a una final continental 23 años después de la última vez, cuando sucumbió frente al Milán en Champions, ha sido capaz de exhibir un juego por momentos brillante.
Los hombres entrenados por Jorge Jesús quieren poner fin a la conocida como "maldición" del húngaro Béla Guttman, técnico del demoledor Benfica que ganó dos Copas de Europa (1961 y 1962) y que auguró a los lisboetas que no volverían a ganar un entorchado continental.
Los "encarnados" tienen ahora la oportunidad de demostrar que se equivocaba.


Final

Chelsea – Benfica
Hora: 12.45 p.m. (de Costa Rica)
Estadio: Ámsterdam Arena, Holanda

Lisboa/Londres/EFE