Logo La República

Lunes, 18 de marzo de 2019



ACCIÓN


POR FAVOR SILENCIO

Redacción La República [email protected] | Lunes 28 junio, 2010



POR FAVOR…SILENCIO
GAPARI

El nombre de Thomaz Bellucci sonó esta semana en las gradas de Wimbledon como posible salvador del pabellón latinoamericano que, pese a las esperanzas cultivadas, se quedó a las puertas de los octavos de final, muy por delante de los otros 14 representantes de la región, que cayeron a la primera.
De una escuadra ya reducida a 15 jugadores latinoamericanos, seis menos que en 2009, todos sucumbieron en su debut excepto Bellucci, tercer mejor tenista entre los suramericanos, solo por detrás del argentino Juan Martín Del Potro, afectado por problemas en la muñeca, y del chileno Fernando González.
Precisamente esas dos bajas fueron las que hicieron estragos, especialmente la de González, que tiene mejor marca que Del Potro en este Grand Slam por unos cuartos de final disputados en 2005.
Entre el lunes y el martes, las dos jornadas en que se repartieron los encuentros de primera ronda, se vivió la gran criba: 11 hombres y tres mujeres.
La más dulce de todas fue la caída del colombiano Alejandro Falla, que tenía el mayor reto de todos ante el seis veces campeón de Wimbledon: el suizo Roger Federer.
Lejos de una rápida derrota, como apostaba cualquier espectador, Falla ofreció una actuación estelar y sorprendió a todos al arrebatarle los dos primeros sets al defensor del título. Este tuvo que apretar y luchar durante tres horas y cuarto hasta el quinto set por seguir en el cuadro.
Argentina, el país con más presencia de la región en el torneo con cinco hombres y una mujer perdió la oportunidad de disfrutar de un partido de segunda ronda entre Eduardo Schwank y Leonardo Mayer, que sucumbieron en sus primeras citas.
Horacio Zeballos y Juan Ignacio Chela, claudicaron ante el taiwanés Yen-Hsun Lu y Taylor Dent, respectivamente.
Gisela Dulko, tropezó ante la rumana Monica Niculescu.
El que sí dio guerra para evitar ser eliminado fue el colombiano Santiago Giraldo, cuyo duelo con el holandés Thiemo De Bakker se prolongó durante cinco sets.
Los demás descalabros fueron los sufridos por el paraguayo Ramón Delgado ante el ruso Teimuraz Gabashvili; el chileno Nicolás Massu, derrotado por el serbio Ilija Bozoljac, así como el de la colombiana Mariana Duque y la paraguaya Rossana De Los Ríos, ante la japonesa Kurumi Nara y la estadounidense Venus Williams, respectivamente.