Logo La República

Domingo, 16 de diciembre de 2018



ACCIÓN


Por favor... Silencio

| Sábado 25 octubre, 2008



Por favor… Silencio

GAPARI


El chileno Marcelo Ríos y la modelo María Eugenia Larraín cumplieron el viernes el último trámite de su proceso de divorcio en un Juzgado de Familia de Santiago.
Ríos y “Kenita”, que estuvieron casados unos pocos meses en 2005, apenas se miraron y no intercambiaron palabra alguna durante la audiencia.
El tenista no pagó ninguna compensación económica a su ex, con la que rompió en Costa Rica, durante una visita a la primera esposa del tenista retirado, Giuliana Sotela, y a su hija Constanza.
Ríos, de gafas oscuras, pantalón negro, camisa blanca y corbata café, no quiso hacer declaraciones en el tribunal, donde estuvo acompañado por su madre, Alicia Mayorga, y por tres abogados.

“Kenita”, que en febrero de 2004 dejó esperando en el altar al futbolista Iván Zamorano, y Ríos se casaron en secreto, tras un breve romance, el 7 de abril de 2005, pero solo cinco meses después la pareja rompió durante el mencionado viaje a Costa Rica.
La modelo regresó del viaje en silla de ruedas, con moretones en las piernas y lentes oscuros, ocasionados, según dijo, al caer su automóvil a una zanja, al tiempo que acusaba a su marido de no haberla auxiliado.
Ríos le acusó de hacer teatro y dio por concluida la relación.

Cambiando de tema, la serbia Ana Ivanovic, primera favorita, cumplió los pronósticos y forma parte de los cuartos de final del torneo de Linz, que también alcanzaron la italiana Flavia Pennetta, la francesa Marion Bartoli y las rusas Nadia Petrova y Vera Zvonareva, que eliminó a la única española en competencia, Nuria Llagostera.
Pennetta y Bartoli, ganaron sus encuentros ante Dominika Cibulkova (6-3 y 6-1) y Petra Kvitova (7-5(4), 1-6 y 6-3).
Ivanovic, ganó con autoridad a la austriaca Sybille Bammer (6-4 y 6-2).
Petrova, también solventó su compromiso ante la eslovena Katarina Srebotnik (6-4 y 7-6 (7).

El viernes en San Petersburgo, Andy Murray, Fernando Verdasco, Andrey Golubev y Víctor Hanescu, avanzaron a las semifinales del torneo de esta ciudad que reparte $1.049.000 en premios.
De las dos semifinales, la más atrayente es la que enfrentará a Murray, ganador este último domingo del Masters Series Madrid y Verdasco, tercer favorito del torneo ruso.
Verdasco le ganó al alemán Rainer Schuettler, por 7-5 y 6-2. Murray sufrió más para derrotar al serbio Janko Tipsarevic, 7-6 y 7-5.
Golubev se impuso al alemán Mischa Zverev, por 6-7 (3), 4-6 y 7-6 (4), y Hanescu batió al ruso Michail Elgin, por 6-1 y 6-4.