Enviar
Las tres agrupaciones captarían ¢14 mil millones para sufragar los gastos de sus campañas
PLN, PAC y libertarios se repartirían el 83% de la deuda política
• Pese a no haber logrado una diputación, los partidos Unión Agrícola Cartaginés y Restauración Herediana recibirían contribución estatal

Natasha Cambronero/Rommel Tellez
[email protected]
[email protected]

Diez partidos se repartirían los más de ¢17 mil millones que el Estado destinó para la deuda política.
No obstante, el 83% de los fondos quedaría en manos de tres agrupaciones: Liberación Nacional (PLN), Acción Ciudadana (PAC) y el Movimiento Libertario (ML).
Esto en razón de que lograron más diputaciones que sus contrincantes políticos y en el caso de los verdiblancos alcanzaron la Presidencia de la República.
La Unidad Social Cristiana (PUSC) con las seis curules que ganó también tendría derecho a la contribución estatal, al igual que Accesibilidad sin Exclusión (PASE), que logró cuatro escaños.
En menor proporción obtendrían recursos financieros Frente Amplio, Restauración Nacional y Renovación Costarricense, pues consiguieron una silla en el próximo Congreso.
Además, otras dos agrupaciones provinciales también recibirían parte de la deuda política, pues a pesar de no alcanzar ninguna diputación, sí obtuvieron al menos el 4% de votos del padrón electoral de su zona geográfica.
Se trata de los partidos Unión Agrícola Cartaginés y Restauración Herediana, según estimación hecha con el 95,5% de los votos escrutados para presidente y 90,5% para diputado que hasta el momento el Tribunal Supremo de Elecciones (TSE) ha contabilizado de manera preliminar.
El PLN recibiría ¢7.368 millones, lo que le permitiría cancelar todos los gastos en los que incurrió durante la campaña, pues se estima que ese monto coincide con el presupuesto establecido, explicó René Castro, jefe de campaña de los liberacionistas.
En el caso del PAC, la agrupación fue más austera que sus contrincantes verdiblancos.
“Calculamos que los gastos de campaña rondan los ¢1,6 mil millones, sobre todo en publicidad”, señaló Francisco Molina, jefe de campaña del PAC. Los rojiamarillos tendrían derecho a ¢3.766 millones de la contribución estatal.
Entre los requisitos para efectuar el cobro de la contribución estatal, los partidos políticos deberán presentar una liquidación de gastos en los próximos 43 días naturales.
Además, todo reembolso deberá incluir las facturas respectivas con el fin de hacer efectivo el cobro.
De cumplirse todos los requerimientos, el TSE girará una orden de pago a la Tesorería Nacional. En esta última instancia, las agrupaciones no recibirán dinero en efectivo, sino bonos a una tasa de interés básica pasiva.
De esta forma, cada partido podrá negociar los bonos de la manera que más le convenga, aunque lo usual es que se negocien en el Mercado de Valores.

Ver comentarios