Paraísos de surf ayudan a impulsar la economía
Imagen con fines ilustrativos. Shutterstock/La República
Enviar

Descubrir un nuevo spot para surfear le permite a un afortunado aficionado comunicarse con la naturaleza sin restricciones. Sin embargo, la inevitable afluencia de hordas de surfistas también puede estimular una explosión de crecimiento económico, según una nueva investigación.

Una encuesta realizada en 146 países sugiere que el descubrimiento de una zona de surf de alta calidad puede elevar el crecimiento económico de los alrededores en 2,2 puntos porcentuales por año, dsegún un estudio coescrito por Sam Wills, economista y conferencista en La Universidad de Sydney. Wills dice que los legisladores podrían utilizar las zonas de surfeo como una forma de crear puestos de trabajo y reducir la pobreza, especialmente en los países en desarrollo.

"Realizamos cuatro series de experimentos, y todos ellos confirman que las buenas olas estimulan significativamente el crecimiento, particularmente durante los años de El Niño, Dijo Wills.

Con más de 35 millones de surfistas estimados en todo el mundo, nuevos lugares "seguirán siendo descubiertos y construidos; y el surf seguirá siendo más popular, ya que las economías pobladas y ricas en olas como Brasil e Indonesia consumen más entretenimiento", dijo.

La idea de la investigación nació durante un viaje a Taghazout en Marruecos cuando Wills buscaba pasar unas vacaciones de surf en un lugar cálido y tranquilo.

Su trabajo utilizó imágenes satelitales de las emisiones de luz nocturnas de áreas cercanas a las olas como un indicador del crecimiento económico, al tiempo que analizaba las ganancias subsecuentes de la población y tomaba datos de 1992 a 2013. En el documento, Wills citó a Tarik Senhaji, director general del Fondo de la Riqueza Soberana de Marruecos, quien el año pasado declaró: "Los surfistas son los que establecen tendencias, luego los otros turistas siguen".

Un surf break de alta calidad, patrocinado por surfistas intrépidos, proporciona un foco para la inversión que luego puede crecer para apoyar una industria turística más amplia. Wills cita Taghazout, Bahía de Byron en Australia, Bahía de Jeffreys en Sudáfrica y Bahía de Arugam en Sri Lanka que iniciaron como pequeñas ciudades de surf.

La investigación mostró que las cinco zonas de surf de más rápido crecimiento entre 1992 y 2013 fueron en Costa Rica, Perú, Malasia, Vietnam y Nueva Zelanda; Costa Rica ocupó tres de los diez primeros puestos.

Ver comentarios