Enviar
El 1° de junio empezó a regir actualización de convención de impuestos internacional
Países luchan contra evasión fiscal
• Miembros del Consejo de Europa y Estados de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos invitan al resto de naciones a sumarse a su esfuerzo

A partir del 1° de junio de 2011 entró en vigor la actualización de la convención sobre intercambio de información y cooperación transfronteriza que los países desarrollados sostienen para evitar problemas como evasión y elusión de impuestos y en ella se invita a los Estados no miembros a unirse.
Los Estados miembros del Consejo de Europa y los países miembros de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE) incrementaron la cooperación entre autoridades fiscales, dado que el desarrollo del movimiento internacional de personas, capitales y mercancías elevó las posibilidades de fraudes al fisco.
“La entrada en vigor de la convención multilateral enmendada marca un paso importante en la lucha contra la evasión fiscal, por lo que impulso a todos los países para unirse a ella”, dijo Angel Gurría, secretario general de la OCDE.
La convención actualizada, que incorpora los estándares internacionalmente convenidos para el intercambio de información en materia de impuesto, es el instrumento multilateral más comprensivo disponible para la cooperación del impuesto. Como la convención original 1988, proporciona una amplia gama de herramientas para la cooperación fronteriza sobre impuestos, incluyendo el intercambio de información, de examinaciones simultáneas multilaterales de impuestos, de servicios para compartir documentos y de ayuda fronteriza en la recaudación de tributos, mientras que impone salvaguardias extensas para proteger el secreto de la información intercambiada.
“La cooperación internacional puede jugar un importante papel para facilitar la adecuada determinación de obligaciones fiscales y para ayudar a asegurar sus derechos. Un esfuerzo coordinado entre Estados es necesario para fomentar todas las formas de asistencia administrativa en asuntos relacionados con impuestos de cualquier naturaleza, y al mismo tiempo asegurar la adecuada protección de los derechos de los contribuyentes”, reza el documento distribuido por la OECD alrededor del mundo.
Las partes se prestarán asistencia administrativa mutua en asuntos fiscales, ya sea si la persona afectada es residente o nacional de una parte o de cualquier otro Estado. Dicha asistencia puede incluir, de considerarlo apropiado, medidas adoptadas por órganos judiciales
En el pasado ya 20 naciones han sido signatarias de esta convención; Suecia y Polonia han sido los últimos en incorporarse.



Carolina Acuña
[email protected]
Ver comentarios