Gaetano Pandolfo

Gaetano Pandolfo

Enviar
Martes 13 Abril, 2010


El ex secretario general del Comité Olímpico de Costa Rica, periodo 1975-1981, Jorge Arturo Alvarado Cerdas, ente que fue presidido en ese periodo por Rafael Barquero Chaves, afirma que no es correcta una noticia hecha pública, en el sentido de que en Panamá, la semana pasada, “por primera vez en la historia, Costa Rica hizo la solicitud de la sede para organizar unos Juegos Deportivos Centroamericanos”.
“Esto no es correcto y se pone en boca de nuestra presidenta electa, doña Laura Chinchilla, posiblemente por mala información dada por el presidente actual del CON”, manifiesta Alvarado, quien agrega:
“Debo aclararle que ya Costa Rica había solicitado ser la sede de los Juegos Deportivos Centroamericanos, en el Congreso de la ODECA —Organización Deportiva Centroamericana— celebrado durante los Juegos Deportivos C.A. en El Salvador en 1977, congreso en el que participé como delegado por Costa Rica.
El Gobierno de la República había dado su aval para garantizar la seriedad de la solicitud de sede, requisito fundamental para presentar la candidatura.
En ese Congreso se llevaron a cabo más de seis votaciones, por un empate que se daba entre Costa Rica y Nicaragua, de un momento a otro el presidente de ODECA hizo una seña a su delegado y este cambió el destino de la votación otorgándole la sede a Nicaragua.
Esto provocó que Costa Rica no aceptara la suplencia, aunque se estableció que casi era seguro que Nicaragua no celebraría esos juegos en 1981, por la situación de guerra que prevalecía. Eso ocurrió así y Nicaragua no realizó los Juegos.
Una de las explicaciones dadas para tomar la decisión fue que Nicaragua debería desarrollar su pobre infraestructura deportiva y que Costa Rica, por el contrario estaba muy avanzada en eso.
Ahora esperamos que se haga realidad lograr la sede en esta oportunidad, para lo cual debe prepararse muy bien quien represente a Costa Rica en el Congreso de ODECA, en donde será otorgada. Hay que justificar muy bien la capacidad de infraestructura nuestra, de organización, y el respaldo pleno del Gobierno para financiar los Juegos”, termina don Jorge Arturo, con quien tuve el honor de compartir ese viaje a tierras cuscatlecas, para dar cobertura a los Juegos de 1977.


[email protected]