Multan a primer chofer de Uber con más de ¢2 millones
Enviar

La Autoridad Reguladora de los Servicios Públicos (Aresep) impuso la primera sanción a un conductor de Uber por prestar ilegalmente servicio de transporte de personas.

Esta sanción corresponde a un monto de ¢2.017.000.

Según la institución,  Uber  “crea una oferta de servicio de transporte remunerado y facilita la prestación de un servicio”, por lo que tanto el dueño como el conductor son responsables de la prestación ilegal.

En cuanto a la app, la institución realizó una investigación preliminar en la que indica que se deben seguir acciones, de acuerdo a la ley, contra la prestación ilegal del servicio de transporte de personas.

Asimismo tiene abiertos los procedimientos de investigación de 30 chóferes de Uber y 151 “piratas”, remitidos por la Policía de Tránsito.

“La Aresep ha realizado todas las acciones, que le faculta la ley, contra el transporte ilegal”, dijo Roberto Jiménez, regulador general.



Ver comentarios