Logo La República

Viernes, 1 de marzo de 2024



AMBIENTAL


Más que el estado de resultados: hay que moverse a los indicadores ASG

Olga Sauma olgasauma@aedcr.com | Viernes 18 agosto, 2023

Olga Sauma
Cortesía-Canva/La República


Olga Sauma

Directora ejecutiva de la Alianza Empresarial para el Desarrollo

olgasauma@aedcr.com

La economía y el desarrollo de un país va más allá del Producto Interno Bruto (PIB). Es por eso que han surgido medidas alternas a este indicador, como es el caso del Índice de Desarrollo Humano de Naciones Unidas y el Índice de Progreso Social de la organización Social Progress Imperative (Imperativa de Progreso Social).

En este último caso, líderes muy reconocidos como Michael Porter y Joseph Stiglitz, con universidades como la de Harvard y el Tecnológico de Massachusetts (MIT), impulsan una forma más amplia de entender a los países y medir integralmente su desarrollo, no solo por la riqueza económica generada, sino por su capacidad de producir mayor bienestar.

De forma similar, las empresas deben comprender que el balance de situación, el estado de resultados y el flujo de caja son indicadores insuficientes. Se debe avanzar a una medición más integral que incorpore consideraciones ASG (o ESG, por sus siglas en inglés) para medir lo ambiental, lo social y la gobernanza de la organización.

Lea más: Sostenibilidad en las empresas: ¿Por qué es importante y cuáles son sus beneficios?

Cada factor ASG permite identificar el desempeño, las brechas y los riesgos por el trabajo que se hace respecto a dichas áreas. Son también indicadores que permiten hacer comparaciones en el tiempo y guiar la toma de decisiones de las personas que lideran las empresas y comunicarlo a todas sus partes interesadas

Organizaciones como el Foro Económico Mundial y el Banco Interamericano de Desarrollo han definido grandes temas que sirven como guía para los indicadores. Uno de los principales desafíos actuales es que se han generado una gran cantidad de lineamientos y estándares; una llamada “sopa de letras” por la cantidad de siglas que conforman estas indicativas (CDP, TCFD, SASB, GRI, entre otras muchas), lo que hace en ocasiones más difícil la adopción de estas métricas por parte de las empresas.

Así, por ejemplo, en Ambiente se trata de medir el impacto respecto al cambio climático, biodiversidad, agua, contaminación del aire, uso de recursos naturales, manejo de residuos, circularidad, eficiencia energética, y adaptación, entre otros.

En lo Social, indicadores sobre salud y seguridad de las personas colaboradoras, , relacionamiento con la comunidad, satisfacción de cliente y personas consumidoras, diversidad e igualdad, y desarrollo de habilidades para el futuro.

Lea más: La sostenibilidad como estrategia de innovación para el crecimiento empresarial

En Gobernanza, indicadores anticorrupción, para la transparencia y equilibrio de la información, de las funciones y responsabilidades de los órganos de gobierno corporativo, evaluación de riesgos, ASG pago de las personas ejecutivas y directivas, estrategia fiscal y tributaria, ética, y diversidad de las juntas directivas.

Albert Einstein decía que no podemos seguir haciendo las cosas de la misma forma y esperar un resultado diferente. Hoy más que nunca, debemos buscar que la innovación y la disrupción orienten nuestros modelos de negocios para reducir los impactos negativos y sobre todo maximizar la contribución de las empresas a un desarrollo más sostenible e inclusivo.

En el próximo evento de Evolución SOStenible que organizamos en la Alianza Empresarial para el Desarrollo (AED) y que cuenta con el apoyo de La República hablaremos a profundidad de ASG.


NOTAS RELACIONADAS







© 2024 Republica Media Group todos los derechos reservados.