Enviar
Liga corrigió a tiempo
Amargo debut de Carlos Watson en banquillo lechero

Un cotejo que pudo complicarse para Alajuelense en su visita al Colleya Fonseca de Guadalupe, reveló la dinámica que tiene al Uruguay al borde del sótano; nivelar sus partidos, ponerse arriba en el marcador, sin embargo el conjunto isidreño se muestra incapaz de sostener un resultado.
El 2-1 a favor de los manudos, quienes jugaron con diez hombres medio partido, dada la expulsión de Johnny Acosta al minuto 41, más allá de darle un mejor posicionamiento al conjunto de Watson, a pesar de cerrar la inicial ganando gracias al tanto de penal marcado por Johan Condega al 44, evidenció una cara diferente para el complemento.
Tal como ocurrió al inicio del juego, el mejor control y dominio de la Liga, no hacía ver que jugaba con uno menos, siendo Allen Guevara y Alvaro Sánchez los referentes del ataque manudo, al contrario de un equipo lechero que se perdió en un ineficaz juego físico que nunca le deparó nada.
En una de las incursiones de Sánchez, por la izquierda, este dribló un defensor, la sirvió al centro, Anderson Andrade la dejó pasar, para que Guevara rematara solo en el centro del área, que tras el rechazo del primer remate por parte de Ricardo González, una vez más cayó en los botines del “Cusuco”, para firmar el 1-1 al 54.
Tras el empate, los erizos se mostraron decididos a ir por el gane, con lo que Uruguay fue reculando espacios en el campo, hasta que cayó el tiro libre que Pablo Gabas aprovechó al 63´ para poner arriba en la pizarra a los líderes del campeonato, ante una barrera que se abrió de par en par y permitió el tiro rastrero al palo del arquero.
Para Carlos Watson su mayor tarea será trabajar en la constancia de su equipo, para evadir a tiempo el descalabro.

Sergio Alvarado
[email protected]
Ver comentarios