Logo La República

Domingo, 18 de noviembre de 2018



NACIONALES


Rodrigo Cubero toma el cargo con un panorama económico incierto

Inflación estable y flexibilizar tipo de cambio, prioridades del presidente del Banco Central

Reactivar colocación de créditos será otra de sus tareas

Brandon Flores [email protected] | Viernes 24 agosto, 2018

Rodrigo Cubero, presidente del BCCR
“Asumo el banco con ganas de lograr el desarrollo económico integral del país”, dijo Rodrigo Cubero, nuevo presidente del Banco Central. Gerson Vargas/La República


Mantener una inflación estable y controlada, así como un tipo de cambio más volátil, serán parte de las prioridades de Rodrigo Cubero, nuevo presidente del Banco Central desde el primer día de agosto.

Para ello, la entidad reforzará el esquema monetario de metas de inflación, el cual inició formalmente a aplicar en enero de este año.

Al final de 2018 se espera que la inflación esté en un 3%, es decir, el centro del rango meta, aunque también se toleraría que suba o baje un punto porcentual.

Lea más: Rodrigo Cubero estuvo en el FMI, ¿seguirá sus recomendaciones al dirigir el Banco Central?

En los últimos años, el país ha rebajado este indicador para dejarlo a nivel de sus socios comerciales y no impactar el ecosistema financiero nacional.

El reforzamiento de este modelo obligaría a darle más apertura a la volatilidad del tipo de cambio, porque todas las variables de la economía deben ajustarse para lograr la meta de inflación.

Esto quiere decir que no habrá fluctuaciones violentas en el precio de la divisas internacionales —sobre todo el dólar—, más bien las condiciones del mercado dictarán el comportamiento del indicador.

Con esto se rompe la relativa estabilidad que aplicó Olivier Castro, el presidente anterior, interviniendo solo en casos estrictamente necesarios.

“El Banco Central ha vencido a la inflación; en los últimos años este indicador ha bajado y se ha colocado incluso a niveles menores que nuestros socios comerciales, siempre dentro del rango meta que hemos definido; lo que resta es consolidar la transición del esquema de metas; esto conlleva aumentar paulatinamente la flexibilidad del tipo de cambio”, explicó el nuevo presidente.

Además del tipo de cambio y la inflación, las tasas de interés estarán orientadas a buscar la meta de inflación, por ello, el jerarca insiste en que el movimiento de los indicadores como Tasa Política Monetaria o la Básica Pasiva, estarán subordinadas a ese objetivo.

Cubero recibe el Banco en una época de incertidumbre económica, donde la mayoría de actividades se encuentran con un crecimiento lento, debido en gran parte a la duda que existe por el déficit fiscal.

En este punto, confirmó que él y su equipo estarán en la disposición de colaborar con el Ministerio de Hacienda y los entes necesarios en pos de mitigar el principal problema económico del país.

Lea más: Tarea complicada para Camacho, Aguilar y Cubero, con reforma fiscal o sin ella

Otro de los retos que tiene en su agenda, es la reactivación del crédito, pues ha presentado una caída de 6,7 puntos porcentuales durante el primer semestre del año.

“El enfriamiento en la demanda del crédito está muy relacionada con el debilitamiento del consumo de los hogares, que esperamos se resuelva poco a poco cuando se vean avances en el tema fiscal”, concluyó Cubero.

El nuevo presidente viene de ocupar un alto cargo en el Fondo Monetario Internacional. 


NOTAS RELACIONADAS