Guzmán abrió el camino
Camilo Aguirre se encargó de la creación de juego manudo, y fue marcado por Carlos Ochoa. www.imagenesencostarica.com/La República
Enviar

Guzmán abrió el camino

Un golazo del mediocampista manudo comandó el tranquilo triunfo de Alajuelense ante Uruguay

Un golazo de Juan Gabriel Guzmán encarrilló la tranquila victoria para Alajuelense sobre Uruguay de Coronado, que luego terminó sellándose con un tanto al fiel estilo de Jerry Palacios y un autogol, Seemore Johnson.

201404042359190.a33.jpg
Los manudos acabaron con el juego en el primer tiempo y para el segundo vivieron de la renta, ya donde estaban más pensando en el juego de vuelta el martes ante Toluca.
El partido pudo tener otra historia cuando al minuto uno, una mala salida de Ariel Soto terminó sirviéndole el balón a Daniel Jiménez, quien vio a Patrick Pemberton salido y disparó, sin embargo el esférico se estrelló en el poste y los manudos respiraron.
Minutos después fue la Liga que respondió con un gran pase de Allen Guevara a Elías Palma, que se había quedado enganchado en una jugada a balón parado, pero entre Paulo Rodríguez y el arquero Kevin Briceño se encargaron de evitar el gol casi bajo palos.
Sin que ninguno de los dos equipos tuviera un control claro, el juego fue pasando. Predecibles y lentos se mostraban los equipos.
Alajuelense apunta a Guevara y la subida de sus laterales. Los coronadeños únicamente tenían un arma, el pelotazo a Jonathan Moya para que el delantero pivoteara y aguantara.
No le gustaba al público rojinegro lo que observaba y hasta se escuchaban algunos silbidos, cuando Guzmán recibió un saque de manos de Salvatierra, se colocó el balón y sacó un trallazo colocado desde afuera del área al que simplemente era imposible el vuelo de Briceño. Golazo.
No hubo respuesta de Uruguay, un conjunto muy limitado y más bien antes de irse al descanso, Ronald Matarrita subió por su banda sin que Seemore Johnson pusiera ni siquiera un pero, y centró a la llegada de Jerry Palacios, quien nada más necesitó poner su taco y marcar el segundo gol de la Liga.
Ese gol terminó con Uruguay, los cambios no le sirvieron de mucho. La Liga le regaló el balón en el complemento, pero adelante, sin Johan Condega, suspendido, es poco lo que puede crear.
La Liga dejó que el reloj caminara y cuando caía el telón hasta se encontró con un regalo del propio Johnson, que devolvió de cabeza hacia su portería un largo centro y tomó salido a Briceño y puso el 3-0.

Dinia Vargas
[email protected]
@dvargasLR

Ver comentarios