Guillermo Santana: “La ley del Incofer se va a aprobar”
El equipo ferroviario que compraría Incofer sería para el nuevo tren eléctrico. Por ahora se utilizará parte del equipo actual para atender el servicio, asegura Guillermo Santana, presidente de esa institución.Gerson Vargas/La República
Enviar

Entrevista especial

Guillermo Santana: “La ley del Incofer se va a aprobar”

“No veo la ganancia de una ayuda que pertenece a otra institución”, afirma Santana

La ley de fortalecimiento del Incofer podría ser llevada a discusión en el plenario legislativo en los próximos días, como parte de los proyectos prioritarios de la presente administración.
Guillermo Santana, presidente ejecutivo de la institución ferroviaria, está seguro de que el proyecto cuenta con el beneplácito de los diputados y no duda que será

201503242231170.n66.jpg
aprobado. De lograrlo, en los próximos años el ente recibiría un aproximado de $175 millones, dinero proveniente de un porcentaje del impuesto único al combustible.
Con este dinero se arrancaría con la construcción del tren eléctrico, cuya primera fase se quiere implementar en Alajuela.
Por esta razón, Santana no está de acuerdo con que se redirijan fondos del MOPT, destinados para el nuevo edificio, para que se pueda poner en servicio la ruta alajuelense debido a que el plan es dar una solución definitiva.
Por ahora, la solución será utilizar los propios recursos con los que cuenta el Incofer para empezar a atender ese servicio, dentro de dos meses.

¿Cuál es su criterio sobre la propuesta del diputado Mario Redondo de girar recursos destinados al edificio del MOPT para fortalecer el tren?
-No conozco la nota. En términos generales, son dos instituciones separadas. El Incofer debe generar sus propios recursos de operación y mantenimiento, y por esa razón planteamos el proyecto de ley de fortalecimiento del Incofer.
No veo la ganancia de darnos una ayuda que pertenece a otra institución.
Sin embargo, el Estado se ha comprometido a darle transferencias de capital que se otorgan todos los años, y en comparación con 2014, este año vamos a recibir casi el doble que el año pasado, más que en años anteriores.

¿Para qué se utilizarán esos recursos?
-Ese dinero se usará específicamente para renovar la vía férrea en el Caribe entre Moín y Siquirres, a la que no se le ha dado el mantenimiento adecuado.

¿Cómo se atenderá el tren de Alajuela?
-El año pasado se recibieron ¢2.500 millones. No fue suficiente porque solo se concibió para la línea férrea. Ya tenemos un avance muy importante y se cuenta con una infraestructura de mejor calidad con lo que no se darán los problemas que se presentan con los trenes actualmente.
Mientras se aprueba la ley de fortalecimiento del Incofer vamos a tener que apretar las tuercas y utilizar los equipos con los que ya contamos para ofrecer paulatinamente el servicio, lo que nos limitaría el inventario de equipo rodante.
Lo que queremos es contar con el tren eléctrico a corto plazo.
Pero primero debemos tener clara la demanda de pasajeros, para lo cual se deben aplicar estudios a toda la GAM.

¿Cuándo estarían listos los estudios?
Tardan tres meses y ya llevamos un mes. Se hacen con recursos internacionales. La mayor parte no es reembolsable con la posibilidad de que exista un financiamiento posterior al proyecto.
Se trata de una inversión que, más que compras de equipo, se requiere un proyecto que ayude a resolver el problema del transporte público, pues se trata de una solución integrada que incluya a los autobuses. Lo que resulte no será un tren que se convierta en un actor más del tránsito, sino que tendrá pasos a desnivel y dispositivos de seguridad que eviten el problema de accidentes.

¿Y qué pasaría si el proyecto no se aprueba?
Hay otras opciones disponibles, por medio de alianzas público-privadas. El país debe buscar otras soluciones porque se necesitan.

 

Rodrigo Díaz
[email protected]

 

Ver comentarios