Logo La República

Lunes, 12 de noviembre de 2018



MAGAZINE


Granada, un viaje en el tiempo

Sofia Ramirez [email protected] | Viernes 11 marzo, 2011



Granada, un viaje en el tiempo
La ciudad colonial se posiciona como el mayor atractivo turístico nicaragüense

Granada, Nicaragua - Fundada en 1524 durante la conquista española, Granada exhibe el título de la ciudad más antigua construida en territorio continental americano.
Es el destino turístico por excelencia de Nicaragua, posee una exquisita arquitectura colonial, siendo uno de los sitios más visitados de América Latina.
La ciudad está ubicada a 47 kilómetros de la capital, por lo que se puede llegar fácilmente en un viaje de casi una hora en bus desde Managua.
Con los aspectos arquitectónicos propios de la época de la colonia española, el centro histórico se puede recorrer a pie, o en una de las tradicionales volantas.

Entre los atractivos se encuentra el parque central, rodeado de edificios de la época, la mayoría convertidos en hoteles con el paso de los años.
Cerca de este parque se encuentra el museo Convento San Francisco, uno de los edificios más importantes de la ciudad, pues fue la primera iglesia y convento construidos por los colonizadores en el año 1529.
Otra manera de echarle un vistazo a la ciudad es subiendo a las torres de la iglesia La Merced, desde donde se puede tener una vista panorámica.
Granada además está cerca de otros dos grandes atractivos turísticos del país, el Lago de Nicaragua con sus 365 isletas, y el Mombacho, un imponente volcán inactivo.
Los españoles que llegaron al lugar llamaron a este lago Mar Dulce, debido a su gran extensión, actualmente también se le conoce como Lago Cocibolca.
Es el único lago de agua dulce del mundo con tiburones, y que además tiene oleaje y mareas al igual que cualquier otro mar. Es el décimo más grande del planeta y el segundo en Latinoamérica.
Las Isletas, se formaron durante una erupción del volcán Mombacho, haciendo que la parte superior de la montaña cayera sobre el lago, formando así isletas de material volcánico, muchas ellas ocupadas por casas de millonarios.

Sofía Ramírez
[email protected]