Enviar
Ernesto Pérez Balladares es investigado por presunto delito de blanqueo de capitales
Ex presidente panameño se niega a declarar
• Gobernante dice ser víctima de una “persecución” por parte de las autoridades de su país

Panamá
EFE

El ex presidente panameño Ernesto Pérez Balladares se negó este martes a declarar durante su comparecencia en el Ministerio Público por un presunto delito de blanqueo de capitales, informó ayer una fuente judicial.
El fiscal contra el Crimen Organizado del Ministerio Público, José Ayú Prado, dijo a los medios de prensa que el ex mandatario panameño se acogió al artículo 25 de la Constitución de Panamá, que señala que nadie está obligado a declarar en su contra.
Pérez Balladares (1994-1999) es investigado por su vinculación con la sociedad Shelf Holding Inc., que presuntamente recibió de forma constante fondos de la empresa de juegos Lucky Games S.A., adjudicataria de concesiones para operar casinos durante su Gobierno.
El funcionario de instrucción indicó que a Pérez Balladares se le formularon los cargos y se le explicaron las razones por las cuales el Ministerio Público tenía interés en que brindara su versión de los hechos, pero al final hizo uso de su derecho a no declarar.
"El ex presidente inició contestando las preguntas, pero después prefirió no seguir contestando por consejo de su abogada y nosotros no podemos obligarlo", precisó el fiscal.
Añadió que al final del interrogatorio se decidió que no era necesario ordenar medidas cautelares y se le citó para el 15 de enero próximo.
La Fiscalía anticorrupción del Ministerio Público emitió el lunes una "orden de conducción" contra el ex gobernante para que la Policía lo llevara ante esa institución pero, tras desplegar un amplio dispositivo para dar con él, Pérez Balladares se presentó "voluntariamente" este martes, en horas de la noche.
El ex presidente panameño afirmó antes del interrogatorio ser víctima de una “persecución” por parte de las autoridades de su país, pero dijo que no siente temor porque no ha hecho nada ilegal.
Pérez Balladares señaló a la prensa que su caso es una “persecución”, pero que no ha hecho nada ilegal.
“En este país lo que hay es que demostrar la inocencia, no que el Ministerio Público pruebe tu culpabilidad”, indicó el ex mandatario a los medios de prensa.
La fiscalía anticorrupción del Ministerio Público había emitido el lunes una “orden de conducción” contra el ex gobernante para que la policía lo llevara ante esa institución pero, luego de un amplio dispositivo policial para dar con él, Pérez Balladares finalmente se presentó “voluntariamente”.
En sus declaraciones a los medios de su país, el ex presidente panameño respaldó las aseveraciones hechas este martes por el opositor Partido Revolucionario Democrático (PRD), del cual es su secretario general honorario, que aseguró que en Panamá se practica una “Justicia selectiva y terrorismo judicial” y calificó al actual presidente, Ricardo Martinelli, de “dictador civil”.
“Yo sé que lo que dice mi partido es verdad”, dijo el ex presidente.
Ver comentarios