Encontrar empleo se dificulta por carrera
Julio Calvo, rector del Instituto Tecnológico de Costa Rica; Luis Guillermo Carpio, rector de la UNED; Henning Jensen, rector UCR, y Sandra León, rectora de la UNA.
Enviar

Profesionales deben laborar en otras actividades, según Conare

Encontrar empleo se dificulta por carrera

Un 6% tiene problemas para encontrar trabajo en su rama de estudio

Los graduados en antropología, periodismo, ciencias políticas, filosofía, artes plásticas y economía agrícola, entre otras carreras, tienen problemas para encontrar empleo.
Se trata de profesiones que no están calificadas de manera favorable por parte de los propios graduados, según un reciente estudio del Consejo Nacional de Rectores (Conare).
La investigación se refiere a un 29% de graduados de universidades públicas y un 71% de las universidades privadas.
Actualmente un 62% de los 76 mil graduados entre 2008 y 2010, tiene empleo en la carrera que estudió.
Por otra parte, solo el 6% de ese grupo, tiene problemas para ubicarse en actividades relacionadas con su área de formación profesional, ya sea porque el desempleo es más alto que la media nacional, o bien, porque está subempleado.
La baja demanda de profesionales en ciertos campos es la razón principal a la que atribuyen el no tener empleo en su campo.
Si se analiza por carrera, se obtiene que la mayoría de los que trabajan, pero en otras actividades, son los graduados en ciencias sociales, seguidos por ciencias económicas y ciencias básicas.
En carreras de ingenierías solo un 11% no encuentra trabajo en lo que estudió.
El grado académico, la carrera, el haber pasado las pruebas de selección, la universidad de la que se gradúo y hablar un segundo idioma son los principales aspectos que influyen en las contrataciones, de acuerdo con los entrevistados.
De los que consiguen trabajo, la principal vía son los anuncios y las ferias, seguidos de los contactos familiares o de amigos y un porcentaje inferior al 10% corresponde a emprendedurismo.
Al momento de la encuesta, el 92% del total de graduados se encontraba trabajando, mientras que el 76% lo hizo mientras estudiaba.
De hecho, la mayoría de las personas estudiaron con fondos propios, en segundo lugar se encuentran los fondos familiares, en tercer lugar las becas, y en cuarto los préstamos.
Un dato interesante es que los graduados aumentan de acuerdo con la cantidad de sedes que hay en un lugar y esto aumenta a su vez el índice de desarrollo social cantonal.
Asimismo el 63% de los graduados correspondió a mujeres contra un 37% de hombres con padres sin título universitario en un 65,1%.

 

 

María Siu Lanzas
[email protected]

 

Ver comentarios