Enviar
Cinco empresas de telecomunicaciones desisten de participar en concurso
Licitación de líneas celulares 3G crea discordia

• Compañías justifican que proyecto involucra un alto componente de riesgo
• Presidente del ICE responde que lo que hay detrás es un boicot contra la institución

Danny Canales
[email protected]

El concurso para adquirir la moderna red de telefonía celular de Tercera Generación (3G) se tambalea.
Cinco de las empresas que tenían amplias posibilidades de adjudicarse el proyecto desistieron de participar en la licitación pública internacional.
Para las compañías de telecomunicaciones el proyecto en las condiciones actuales involucra un alto componente de riesgo.
Así lo hicieron saber en una carta remitida a la alta gerencia del Instituto Costarricense de Electricidad (ICE), el 24 de julio, de la cual LA REPUBLICA tiene una copia.
Las firmas que plantearon la observación fueron ZTE Corp, Huawei Technologies, Ericsson de Costa Rica, Continex S.A., (distribuidor de la marca Samsung) y Nokia Siemens Network.
“A la larga (el riesgo) se revertirá en elevados costos adicionales o en la imposibilidad material de cumplimiento”, aseguran las empresas de tecnología.
Concretamente la inquietud se centra en que las especificaciones del cartel no son claras ni concretas, lo que genera “dudas razonables sobre la sostenibilidad jurídica de este proceso y sobre la posibilidad de implementación r
eal”.
LA REPUBLICA intentó conocer en detalle los puntos que aquejan a los representantes de las compañías pero informaron que no se referirían hasta el día en que finalice la recepción de las ofertas del concurso.
La réplica del ICE no se hizo esperar. Su presidente, Pedro Pablo Quirós, cuestionó que las empresas tuvieron un año par
a hacer las observaciones sobre el concurso y reaccionan a pocos días de la fecha de entrega de las ofertas.
El jerarca, quien acompaña al presidente Oscar Arias en la gira por Brasil, dijo vía telefónica que “percibe que la intención de las empresas es boicotear la compra para impedirle al Instituto estar preparado para enfrentar la competencia”.
Por su parte, aunque de entrada dijo que hasta ayer se mantenía en firme para el lunes la recepción de ofertas, planteó posteriormente que analizaría el tema cuando retorne al país.
“Decir que podríamos declarar desierto el concurso es especulativo, ya veremos qué pasa cuando llegue”, dijo Quirós.
En el documento enviado por las cinco compañías a Quirós, reconocen que han realizado varias observaciones al cartel, sin embargo aseguran que no han sido atendidas.
La meta del ICE es arrancar la comercialización de las nuevas líneas celulares en el primer trimestre del próximo año, según Quirós.
“El gran reto es tener todo el mercado abastecido para
cuando ingresen las empresas multinacionales al país”, explicó el jerarca de la Institución, en alusión a la apertura del mercado de las telecomunicaciones que se dio oficialmente el 4 de julio.
El proyecto cuestionado comprende la compra de equipo móvil
y de 1,5 millones de líneas celulares de 3G, por un costo de $225 millones.
La nueva tecnología ofrece una mayor capacidad de ancho de banda, lo que permite disponer de más programas y navegar a mayor velocidad.
La red 3G se basará en la tecnología WCDMA/HSDPA con plataformas multiservicios, que ofrecerá servicios de Internet, voz y vídeo en forma simultánea.
Es decir, que los usuarios de la nueva red tendrán acceso a servicios de valor agregado como videollamada, mensajería multimedia, videolocalización, roaming de voz, datos y prepago, entre otros.


Ver comentarios