Enviar
Crear instrumentos de cobertura contra oscilaciones del dólar es uno de los aspectos más importantes
Empresarios piden definir política cambiaria
Sectores quieren que se controlen la política fiscal y las pérdidas del Banco Central

La volatilidad que ha registrado el tipo de cambio del dólar durante el transcurso del año hace que los empresarios le soliciten al gobierno, y específicamente al Banco Central (BCCR), crear políticas e instrumentos que los protejan de los golpes que sufren producto de las oscilaciones de la moneda.
Entre los aspectos que tanto el sector exportador como el comercial solicitan destaca trabajar en la creación de instrumentos de coberturas cambiarias, que permitan a los empresarios acordar con una entidad financiera un tipo de cambio futuro, para así tener un grado de certeza sobre el valor de sus divisas en determinada fecha.
Establecer un marco institucional para controlar la política fiscal que aborde la problemática de pérdidas que tiene el Central, y buscar alternativas al esquema de las metas de inflación con y sin política económica, son otros aspectos sobre los que piden los exportadores que se trabaje.
Además de esto solicitan fortalecer los mecanismos para la rendición de cuentas del Banco, mejorar la calidad y cobertura de la regulación del sistema financiero, y crear políticas de apoyo a los sectores afectados por las oscilaciones de la moneda estadounidense.
Avanzar hacia un sistema de flotación administrado del tipo de cambio y crear alternativas a mediano plazo como por ejemplo la dolarización, es vital para el país, mencionó Arnoldo André, presidente de la Cámara de Comercio.
La semana pasada se aprobaron unos cambios a la reglamentación del Consejo Nacional de Supervisión del Sistema Financiero y se está a la espera de su publicación en el diario La Gaceta, mencionó Rodrigo Bolaños, Presidente del Banco Central.
Los instrumentos que existen actualmente para protegerse de la volatilidad cambiaria son brindados por cinco puestos de bolsa locales; sin embargo, tienen un alto costo por lo que son pocos cotizados por los empresarios.
“Las coberturas solo existen en teoría porque en la práctica son imposibles de comprar por su alto costo o porque no lo aplican a sus clientes”, indicó Sergio Navas, vicepresidente ejecutivo de la Cámara de Exportadores (Cadexco).
Los sectores más sensibles ante la volatilidad cambiaria son turismo, textil, agrícola, agroindustrial y pequeñas y medianas empresas, principalmente de zonas rurales que no pertenecen a un régimen especial en zonas francas. También se vieron afectadas las empresas nacionales cuyos precios dependen del comportamiento del mercado internacional.
Los exportadores califican como la época de mayor crisis a los meses entre setiembre del año pasado y abril del presente, cuando se registraron más pérdidas por la apreciación del colón, detalló Mónica Araya, presidenta ejecutiva de Cadexco.
Sobre las metas de inversión extranjera directa y exportaciones, recientemente anunciadas por el gobierno (fijadas en $9 mil millones y $17 mil millones respectivamente para los próximos cuatro años), en Cadexco se manifiestan satisfechos. Sin embargo, plantean la necesidad de trabajar en una estrategia de empleo y de promoción para la inversión nacional, explicó Araya.

Angélica Zamora
[email protected]







Ver comentarios