Embalses de ríos y nuevas fuentes combatirían sequía
Enviar

Empresarios, Gobierno y políticos proponen soluciones

Embalses de ríos y nuevas fuentes combatirían sequía

Precipitaciones se reducen en un 75% en Pacífico Norte

Embalsar el agua de los ríos antes de que se pierda en el mar y transportarla por canales, explotar fuentes subterráneas y desalinizar el agua del océano, son algunas de las soluciones que proponen empresarios, Gobierno y políticos para enfrentar la sequía que afecta a Guanacaste.
Entre las propuestas a mediano plazo la que tiene mayor ambiente es la de crear un embalse similar al del Arenal en el Río Piedras, el cual daría agua a través de canales a unas 350 mil personas.
La planta, cuyo costo ascendería a unos $100 millones, se construiría en unos dos años, tras finalizar los estudios de factibilidad, dijo Bernal Soto, gerente del Servicio Nacional de Aguas Subterráneas, Riego y Avenamiento.
Para financiar la obra se recurriría a un préstamo con un banco internacional.
En cuanto a la atención inmediata, la Comisión de Emergencias ha distribuido agua en cisternas en hospitales, los Cen Cinai y a la población en general, y se han invertido unos ¢7 mil millones para ayudar a los agricultores.
La reducción este año de las precipitaciones en un 75% en relación con el promedio histórico, tiene al Pacífico Norte enfrentando la peor sequía que se haya dado en el país.
La precaria situación en Guanacaste se debe al efecto del fenómeno de El Niño, que calienta las aguas del Pacífico ecuatorial, generando en Costa Rica una disminución de las lluvias y mayores temperaturas en el Pacífico y en el Valle Central, mientras que aumenta las precipitaciones en el Caribe.
Por el efecto de la escasez de lluvia están en peligro 450 mil cabezas de ganado, informó la Corporación Ganadera, mientras que varios cultivos se ven golpeados, incluidos arroz, frijol, mango, sandía y melón.
Desde finales del año pasado, el Gobierno inició los preparativos para enfrenar la sequía y por eso aportó unos ¢16 mil millones para enfrentar la emergencia.
Se espera que durante la celebración del 191 aniversario de la Anexión de Nicoya, Luis Guillermo Solís haga un balance de la situación y anuncie nuevas estrategias.

201507232031390.4.png

Esteban Arrieta
[email protected]
@earrietaLR



Ver comentarios