Logo La República

Jueves, 29 de febrero de 2024



NOTA DE TANO


El León de Carevic no se cansó de morder

Gaetano Pandolfo gpandolfo@larepublica.net | Viernes 19 mayo, 2023


A pesar de todo lo que hemos visto y leído después del 3-0 del partido de ida, consideramos la expulsión de David Guzmán precipitada e injusta.
A pesar de todo lo que hemos visto y leído después del 3-0 del partido de ida, consideramos la expulsión de David Guzmán precipitada e injusta.


A pesar de todo lo que hemos visto y leído después del 3-0 del partido de ida, consideramos la expulsión de David Guzmán precipitada e injusta.

Minutos antes de la acción que le costó al volante morado salir del juego, hubo un roce, una pequeña colisión entre Guzmán y Suárez y caballerosamente, los dos jugadores se disculparon. Tengo la impresión de que el gesto de Aaron, de no reclamar la supuesta falta de David que lo mandó al zacate, motivó a Guzmán a agradecérselo y fue cuando le tocó la cara amistosamente y no para agredirlo. Suárez, inteligentemente le “vendió” al árbitro Adrián Chinchilla la “agresión” del morado y cayó casi noqueado, para que le contaran los diez segundos de reglamento.

Lea más: David Guzmán cometió un "acto de brutalidad", según informe arbitral

Sin dudarlo medio segundo, el árbitro Chinchilla expulsó al volante del Saprissa en el minuto 41.

Desde luego que el campeón nacional no perdió por la expulsión de Guzmán. Con el mediocampista en la cancha, el Alajuelense de Carevic fue superior, presentó como es su costumbre un volumen de juego ofensivo relevante y el “mosquero” le anduvo al portero Kevin Chamorro de principio a fin.

Apenas en el minuto 9, le “robó” el 1-0 a Carlos Mora con un achique espectacular, le paró un remate a la red a Alex López y la ofensiva manuda no pudo cerrar en las narices de Chamorro una serie de ataques que estaban para más. Igual, se desperdiciaron varias acciones ofensivas por los pésimos centros de Carlos Martínez, aunque fue éste el gestor de que se abriera el marcador.

Lea más: Exárbitro Henry Bejarano asegura que Guzmán no debió salir expulsado

Saprissa concentró su fuerza en la retaguardia, pero jamás olvidar que Leonel Moreira tuvo un par de paradones ante remates de Sinclair, de cabeza y Torres.

La Liga hizo el fútbol que planifica Carevic y es un equipo que nunca se cansa de atacar. Esta vez encontró tres premios que en juegos anteriores se le negaron.

A Vladimir se le complicó el juego y nos parece que desordenó la formación del equipo, con variantes pensadas no para mejorar el rendimiento en la cancha, sino para proteger a jugadores que como Valverde y Torres estaban amonestados y podían quedar fuera del partido de ayer.

Suponemos que el León salió vivo de La Cueva y que se vienen dos nuevos partidos, donde el libreto empieza de cero y como lo canta José José: “ya lo pasado, pasado, no me interesa”.

gpandolfo@larepublica.net







© 2024 Republica Media Group todos los derechos reservados.