Logo La República

Lunes, 17 de diciembre de 2018



NACIONALES


Jóvenes y mujeres seguirán siendo la población más afectada según expertos

Desempleo y pobreza aumentarán por falta de solución fiscal

Devolver confianza a consumidores e inversionistas es el principal reto del gobierno

Brandon Flores [email protected] | Jueves 02 agosto, 2018

Daniel Suchar
No es culpa meramente del gobierno haberle dado más prioridad al déficit fiscal, dijo Daniel Suchar, analista financiero. Esteban Monge/La República


El déficit fiscal es el principal dolor de cabeza para la economía nacional, así como la desaceleración económica.

La alta incertidumbre y la poca inversión por parte de los empleadores ha dejado en segundo plano las soluciones para atacar un desempleo que se ha estancado en el 10%, así como las soluciones para las personas que viven en pobreza.

Toda la atención del poder ejecutivo se está centrando en la aprobación del proyecto de fortalecimiento de las finanzas públicas y no se han ejecutado tácticas concretas para la creación de empleos de calidad.

Esto es sencillo por el déficit fiscal, puesto que no hay recursos suficientes para aplicar en programas que ataquen la pobreza y el desempleo de forma estructural.

Lea más: Banco Central confirmó lo complejo y frágil de la economía nacional

El Banco Central proyectó el déficit al cierre del año en un 7,2% del PIB y bajó la proyección de crecimiento de 3,6% a 3,2%, lo cual preocupa a los analistas.

Actualmente, un 10,3% de la población está sin trabajo (casi 230 mil habitantes); son jóvenes y mujeres los más afectadas, especialmente en zonas rurales.

Esta es la cifra más alta en el último quinquenio, impulsado porque la fuerza laboral está creciendo a un ritmo mayor que la oferta de empleo; si esto sigue así se reflejará en los índices de pobreza.

Por varios años, las empresas multinacionales han sido una de las principales creadoras de puestos de trabajo calificado en el país, sin embargo, si el déficit no se detiene, algunas considerarían riesgoso traer su capital al país.

Por ello, una de las principales tareas del gobierno será aplicar políticas que estimulen más actividad productiva, para mejorar las condiciones en el mercado y bajar el desempleo.

Paralelamente, se pueden aplicar programas de educación, capacitación y desarrollo de destrezas para el trabajo. En la medida en que se logre ampliar el alcance de instituciones como el INA, se hará una contribución positiva al abordaje de esta problemática.

Lea más: Índice de Actividad Económica no refleja la realidad desacelerada del país

En lo que coinciden varios economistas consultados por LA REPÚBLICA es que, tanto el déficit como el desempleo deben trabajarse en paralelo, puesto que no es posible esperar a solucionar el primero para corregir el segundo. 

Dicha valoración gana fuerza si se estiman las expectativas de contratación para el tercer trimestre de 2018, las cuales se mantendrán estables, un 29% afirmó que planea contratar nuevos colaboradores en este periodo.

Por otra parte, los analistas insisten en que la desaceleración económica que atraviesa el país es, sin duda, uno de los principales responsables de esta situación, porque el crecimiento que se presenta va orientado hacia actividades de alto valor agregado que no generan tantos puestos, y de ahí ese desenganche entre el crecimiento económico y el empleo.

Además, será fundamental atender las capacidades o nivel educativo que tiene la población desempleada, para ver si es lo suficientemente apta para atender lo que el mercado está pidiendo.

Entre tanto, solo un 18% de la población nacional considera que el país tendrá buenos tiempos, económicamente hablando, para los próximos cinco años, según el índice de Confianza al Consumidor elaborado por la UCR.



Desatado


El país enfrenta una situación compleja en términos de déficit fiscal, por lo que urge reformar las finanzas públicas para que no se agrave más (Cifras en porcentaje sobre el PIB).

Fuente: Hacienda

grafico



La más alta


Carlos Alvarado lidiará con que la administración Solís se despidió dejando el desempleo más alto de su gestión. Estos son los números del primer mandato del PAC (cifras en porcentaje al cierre de cada trimestre).

Fuente: INEC

grafico



¿Qué pasará con la pobreza?


En los últimos años, los índices de pobreza total han rondado el 20%, cifra que podría variar si no se soluciona el déficit fiscal (datos en porcentaje a julio de cada año).

Fuente: INEC

grafico



Costarricenses pesimistas


Casi la mitad de los costarricenses está esperando que el país enfrente una crisis económica en los próximos cinco años. Devolverles la confianza a los consumidores sería clave para bajar paulatinamente el desempleo. Esta es la opinión de los ticos (en porcentaje con datos al cierre de cada trimestre).

*a mayo
Fuente: UCR

grafico



Problemas al 2x1


Varios analistas y participantes del sector productivo consultados por LA REPÚBLICA consideran que el déficit fiscal y el desempleo deben atenderse al 2x1.

Roxana Morales

Economista
Universidad Nacional

Las dos cosas son problemas urgentes y que deben tratarse a la vez. No podemos esperar que se resuelva el déficit para aplicar medidas activas para generar empleo, pero sí hay que atacar el déficit porque, de lo contrario, cada vez van a haber más problemas económicos y más dificultades para crear empleos. Me parece que son temas que tienen que ir en paralelo.

Alberto Franco

Economista
Econanálisis

Son temas que están ligados. Fortalecer la confianza en la economía y crear condiciones para que bajen las tasas de interés es clave para darle un mayor impulso a la actividad productiva y al empleo. De ahí la importancia de reducir el desequilibrio fiscal y estabilizar la deuda del gobierno.

Daniel Suchar

Economista
Análisis Financiero

El gobierno no se ha olvidado del desempleo, porque es estructural que se da por la inercia de las decisiones de las empresas al ver una Costa Rica más riesgosa financieramente. No es culpa meramente del gobierno haberle dado más prioridad al déficit fiscal.

Luis Diego Herrera

Economista
Grupo Acobo

Se espera, al menos en 2018, que el nivel de desempleo en el país no presente mejoras significativas, que la pobreza mantenga su nivel actual y la desigualdad económica no se reduzca drásticamente. El país aún tiene tiempo para actuar e implementar acciones que cambien la tendencia desfavorable en algunas variables y mejorar el desempeño de otras.

Gonzalo Delgado

Presidente
UCCAEP

Para el sector empresarial, que vela y protege al 86% de la población económicamente activa (PEA), sin un crecimiento económico, con tasas de desempleo que rondan el 10% y con niveles de informalidad que llegan hasta el 44%, no es posible cargar con impuestos nuevos a la clase trabajadora.


NOTAS RELACIONADAS