Logo La República

Miércoles, 19 de diciembre de 2018



BLOOMBERG


Descensos de S&P 500 arrojan la peor década en 70 años

| Jueves 09 octubre, 2008



Descensos de S&P 500 arrojan la peor década en 70 años


Nueva York- Incluso los años 30 del siglo pasado parecen mejores para los inversores estadounidenses en renta variable después de que la crisis crediticia evaporó en el último año más de $7 billones de las acciones.
El índice Standard & Poor’s 500 perdió un 22% desde el inicio de 2000 tras caer un 15% este mes, según datos de beneficios totales compilados por Bloomberg. La caída sería la primera que tiene lugar durante una década en 70 años y supera la del 8,9% de la década de los 30, tras el crack bursátil de 1929, según datos compilados por la Stern School of Business, de la Universidad de Nueva York.
“Esta es la peor experiencia financiera de la historia mundial’’, dijo Joseph Granville, de 85 años, analista técnico que lleva publicando durante 45 años el boletín Granville Market Letter desde Missouri. “Estamos en octubre y el mercado se está desplomando. Lo que estamos viendo ahora es una completa desmoralización’’.
El S&P 500 se encontraba hace un año en un nivel récord de 1.565,15, el pico de un mercado alcista que duró cinco años y contribuyó a que los inversores recuperaran las pérdidas del estallido de las punto.com al comienzo de la década. Desde entonces, el indicador cayó un 35%, incluyendo dividendos, debido a que el colapso del mercado de la vivienda estadounidense trastornó la economía, congelando los mercados de crédito y agobiando a las entidades financieras con casi $600 mil millones en provisiones asociadas a hipotecas y a pérdidas crediticias.
Los 12 meses de mercado bajista llevaron al S&P 500 a su nivel más bajo desde septiembre de 2003.
El mes pasado, Lehman Brothers Holdings Inc., uno de los cuatro mayores bancos de inversión de Estados Unidos, declaró la mayor quiebra de la historia. American International Group Inc., la principal aseguradora, fue intervenida por la Reserva Federal. Fannie Mae y Freddie Mac, los mayores compradores de hipotecas en Estados Unidos, fueron intervenidos por el Gobierno.
Mientras que las acciones perdieron dinero, los bonos del Tesoro a diez años dieron un retorno del 86% durante la década, según los datos de Bloomberg y Aswath Damodaran, un profesor de Finanzas en la Universidad de Nueva York.
La crisis económica resultado de las pérdidas en los mercados de crédito y de las quiebras bancarias todavía no alcanza las proporciones de la Gran Depresión, cuando 7 mil bancos fueron a la quiebra, según la Fed. Entre 1929 y 1933, la economía se contrajo un 46%, mientras que uno de cada cuatro estadounidenses estaba en el desempleo. Los economistas prevén un crecimiento económico para Estados Unidos del 1,5% en 2009, desde el 1,7% para este año.
Ello hace a Barton Biggs, de 75 años, un ex estratega de Morgan Stanley que ahora gestiona el fondo Traxis Partners LLC en Nueva York, más optimista acerca de un próximo rebote de la renta variable.
“Hay que hacer una apuesta sobre si el sistema financiero y el sistema de mercado como los conocemos desde el fin de la Segunda Guerra Mundial sobrevivirán’’, dijo Biggs en Bloomberg Television. “Desde luego que no se debe vender por el pánico; sino comprar’’.
Cualquier recuperación podría depender de los esfuerzos para descongelar los mercados de crédito. La preocupación de que haya más instituciones que lleguen a quebrar ha afectado la actividad crediticia. La semana pasada se amplió a 3,87 puntos porcentuales la diferencia entre lo que los bancos y el Tesoro estadounidense pagan por tomar dinero prestado a tres meses, el mayor diferencial desde que Bloomberg empezó a compilar los datos en 1984. El diferencial casi se ha cuadruplicado el mes pasado.