Costa Rica preside conferencia sobre prohibición de armas nucleares
White fue elegida por aclamación para liderar proceso de desarme nuclear en la ONU. Cortesía Ministerio de Relaciones Exteriores/La República
Enviar

layne White, representante permanente de Costa Rica ante las Naciones Unidas (ONU), fue designada hoy como presidenta de la conferencia de esta organización para negociar una ley que prohíba las armas nucleares y que conduzca a su total eliminación.

White fue elegida por aclamación para liderar este proceso, gracias a su sólida carrera como diplomática y el prestigio de Costa Rica como nación promotora del desarme y la paz.

“La comunidad internacional ha sabido reconocer la autoridad moral del país, su apego y sus fortalezas en el Estado de derecho y el manejo del derecho internacional”, expresó al respecto Manuel González, canciller de la República.

Esta conferencia significa un hito histórico en el largo camino de la ONU para lograr un mundo libre de armas nucleares, como lo fue antes de 1945.

Camino en contra de las armas
La primera resolución aprobada en el seno de la ONU abordaba ya el tema del desarme nuclear.

En 1968 se adopta el Tratado de No Proliferación Nuclear, el cual ha sido efectivo por 50 años para evitar que muchos países se doten de armas nucleares; sin embargo, todavía persiste un vacío legal en el régimen de desarme nuclear y la no proliferación.

Las armas nucleares son las únicas armas de destrucción masiva que no están proscritas por un tratado.

La resolución 71/258, aprobada en diciembre anterior y que da validez a la conferencia presidida por White, tiene como antecedentes las conclusiones de las tres conferencias internacionales sobre el Impacto Humanitario de las Armas Nucleares.

Ver comentarios