Confianza empresarial a la baja
“Lo importante para no resentir una caída en la competitividad es tener una buena propuesta de negocio, que sea diferenciadora y tener mucho control de los gastos”, explicó Adriana Álvarez, directora de Corporación Álvarez y Marín. Gerson Vargas/La República
Enviar

Índice bajó un 8% en comparación con mismo periodo de 2014

Confianza empresarial a la baja

Mayoría de empresarios no contratará personal

Menor competitividad, deficiente infraestructura y altos costos de producción son las razones por las que el sector empresarial tiene una baja confianza.
Esta es la conclusión de una encuesta hecha entre más de 400 empresarios, referente a la situación de la empresa en este trimestre, realizada por la Unión de Cámaras.
El resultado es que la confianza cayó un 8% en comparación con el año anterior.
Los sectores de servicios, turismo, agropecuario, construcción, industria y finanzas son los que más resienten una incertidumbre económica, siendo comercio el único sector que se encuentra estable.
La tendencia a la baja se arrastra desde hace nueve trimestres, por lo que el cambio de Gobierno no fue un detonante en particular.
La tarifa eléctrica, que no ha logrado disminuirse, es una de las causas que restan competitividad a las empresas, además de la infraestructura nacional, tanto vial como portuaria.
“Este nivel de incertidumbre e inseguridad es preocupante, ya que se traduce en menores inversiones, y por ende, en menor generación de empleo”, explicó Ronald Jiménez, presidente de Uccaep.
Los despidos masivos han preocupado al gremio, por lo que abogó por una relación más estrecha con el Gobierno, para evitar que empresas cierren o despidan personal.
Sin embargo, los que tienen la balanza en su contra son las pequeñas y medianas empresas.
“Hemos sentido inseguridad desde ya hace varios meses, no existe un clima estable de negocios; por ejemplo, existen reglamentos que pesarían para posibles cierres de empresas en nuestro sector”, dijo Carolina Ruiz, gerente general de Todo Natural, pyme que comercializa productos naturales.
En el gremio alimentario varias empresas han reducido su personal casi a la mitad y otras más estudiarían recortar plazas.
De hecho, un 14% de los encuestados por Uccaep ve despidos en este trimestre. Además, la mayoría tampoco realizará nuevas inversiones.
Una propuesta de negocio diferenciadora y tener control de los gastos es la apuesta de otros empresarios que sí ven un entorno favorecedor.
“Existen sectores que no crecerán con el mismo dinamismo, como el de comidas y entretenimiento, sin embargo, creemos que si se tiene una oferta diferenciadora y única, se puede tener éxito”, explicó Adriana Álvarez, directora en Corporación Álvarez y Marín.
Por ejemplo, la empresa tiene planeado iniciar este año la construcción del primer local de Chuck E Cheese’s en el país, para abrir en 2016. Además, se expandirían en áreas nuevas en el sector bananero.
Tanto la Unión de Cámaras como el Gobierno han realizado dos reuniones del Consejo de Competitividad, la última realizada la semana anterior.
En la reunión, las partes identificaron áreas y proyectos de interés común, como infraestructura, transporte, costo de la energía y encadenamientos productivos.

Raquel Rodríguez
[email protected]

 



Ver comentarios