Cierres diurnos en Circunvalación son necesarios para que se “cure el cemento”
Los trabajos en Circunvalación durarán aproximadamente seis meses. Cortesía MOPT/La República
Enviar

Los trabajos en el tramo de 3 kilómetros entre La Uruca y el cruce a Los Anonos sobre la carretera de circunvalación se realizan entre las 6 p.m. y las 6 a.m., pero los cierres diurnos también son necesarios.

En los último días, miles de usuarios que utilizan esta vía para trasladarse a sus casas y centros de trabajo se han quejado por las presas que origina el recarpeteo de la carretera.

Sin embargo, los cierres diurnos son necesarios para que el cemento utilizado como base para la nueva capa asfáltica se seque correctamente o se cure, explicó Mauricio Sojo, ingeniero del Consejo Nacional de Vialidad (Conavi).

Este material dura dos días aproximadamente en curarse.

Aunque se podría trabajar las 24 horas para acelerar el recarpeteo de la vía, Conavi prefirió inhabilitar solo un carril, con el fin de que la maquinaria no invada los demás en las horas pico y la situación del tráfico empeore.

Sojo asegura que apenas terminen de asfaltar el carril intervenido, este se habilitará para el paso de vehículos, y así proceder con los otros que conforman el tramo hasta el cruce de Los Anonos.

“Durante las noches estamos trabajando a toda máquina. Quien pase por la zona en algunos momentos podría ver hasta 20 vagonetas, perfiladoras y niveladoras, porque estamos aprovechando al máximo el tiempo realizando muchas labores a la vez (...)”, explicó el ingeniero.

En el tramo se realizan labores de asfaltado, colocado de cemento y perfilado, que es desprender la carpeta asfáltica dañado.

Se estima que los trabajos sobre la carretera duren seis meses, ya que no es solo pavimentación, sino que hay una recuperación de la base de la vía que alargará su vida útil en 15 años.

Ver comentarios