Logo La República

Martes, 11 de diciembre de 2018



ÚLTIMA HORA


Canatur: “Cobro de inventor de canopy es excesivo”

Jeffry Garza [email protected] | Viernes 09 junio, 2017 10:59 am

"Pedimos a nuestros agremiados que aún no contacten al dueño de la patente", dijo Isabel Vargas, presidenta de Canatur. Archivo/La República


El cobro de $10 de royalty por cada turista nacional que utilice un canopy y $15 por extranjeros, es considerado excesivo por la Cámara Nacional de Turismo (Canatur).

Así lo expresó Isabel Vargas, presidenta de la agrupación, quien recomendó a  sus agremiados aún no acercarse a pagar lo pedido por el canadiense Darren Hreniuk, propietario de la patente de dicha actividad de aventura.

Canatur espera en los próximos días interponer acciones legales en contra de la medida interpuesta por la Sala Primera, que devuelve la patente a Hreniuk y da un plazo de 15 días para cancelar al empresario el monto que pide por la patente.

Sin embargo, al no existir una sentencia condenatoria que exija el pago del royalty, no se pueden cerrar negocios por no obtener el permiso, aseguró Vargas.

“Hay que analizar caso por caso; ver cuánta gente usa el canopy por día y si la actividad desarrollada en el centro turístico es la misma que la descrita en la patente, para efectuar un cobro razonable”, agregó.

Los abogados de Canatur identificaron una serie de acciones legales para amparar a los establecimientos que realizan esta actividad, sin embargo, aún no brindan detalles de las medidas que se tomarán.

El conflicto

El 31 de mayo anterior el Tribunal Contencioso Administrativo determinó que la patente del canopy debería regresar a Hreniuk, a quien se le retiró en 2004.

El canadiense ostentaba la patente desde 1998 y pidió una retribución al Estado por las pérdidas que tuvo tras perder la licencia que le permitía cobrar por la explotación turística de los canopy.

Lea más: Inventor de canopy pide obtener patentes a pesar de llamado de Cámara de Turismo

Hreniuk dio un plazo de 15 días a partir de la sentencia para que los operadores turísticos lo contactaran y acordaran el pago de la patente, sin embargo, la Cámara Nacional de Turismo instó a sus agremiados a esperar, con el fin de idear una estrategia legal en contra del cobro.

“Se trata de una sentencia en firme, inapelable y cualquier gestión en este sentido sería una clara violación al principio de la seguridad jurídica en materia de propiedad intelectual”, dijo Jorge Marín, abogado de Hreniuk.

El no cancelar estos honorarios podría derivar en el cierre de los negocios , según Marín, aunque en Canatur desmienten dicha aseveración.

De proceder el cobro, se encarecería la actividad del canopy en el país, lo que de acuerdo con Canatur, sería de gran perjuicio para el turismo nacional.


NOTAS RELACIONADAS