Logo La República

Sábado, 18 de mayo de 2024



NACIONALES


Líderes se han dado el lujo de vivir en un penthouse

¢1 millón al día es la ganancia de “un búnker malo” de drogas, según el OIJ

Grupos criminales ya se pueden considerar “minicárteles” con estructuras bien definidas

Esteban Arrieta earrieta@larepublica.net | Jueves 02 noviembre, 2023


Randall Zúñiga, Director del Organismo de Investigación Judicial (OIJ). Cortesía/La República
Randall Zúñiga, Director del Organismo de Investigación Judicial (OIJ). Cortesía/La República


Todos los días, "un búnker malo” de cocaína, marihuana, piedra y otras drogas genera en promedio un ¢1 millón en ganancias, de acuerdo con Randall Zúñiga, Director del Organismo de Investigación Judicial (OIJ).

Lea más: Rodrigo Chaves a diputados: Hablan mucho de criminalidad, pero francamente han actuado muy poco

En el mejor de los casos, las utilidades de los grupos criminales les permiten obtener más de ¢15 millones cada 24 horas y hasta vivir en un penthouse en la capital o en cualquier otro punto del territorio nacional.

Y es que los narcotraficantes costarricenses ya se pueden considerar “minicárteles”, con estructuras y organización claramente definidas.

Los narcotraficantes costarricenses ya se pueden considerar “minicárteles”, con estructuras y organización claramente definidas. Cortesía/La República.

Los narcotraficantes costarricenses ya se pueden considerar “minicárteles”, con estructuras y organización claramente definidas. Cortesía/La República.

Por ejemplo, hay personas que se encargan de manera exclusiva del aprovisionamiento internacional y de la logística interna del país, así como de la exportación, además de grupos de sicarios con casas de seguridad y entrenamiento para neutralizar las amenazas.

Obviamente, hay casas seguras dedicadas únicamente al almacenaje y personas con conocimiento técnico y, hasta, profesional para lavar el dinero de múltiples formas.

Lea más: Guerra narco coloca a jóvenes menores de 30 años como las grandes víctimas del sicariato

“Ya podemos hablar de minicárteles criollos. Tienen bien estructurado su negocio y se mueven en función del dinero. Por ejemplo, un búnker considerado malo malo puede generar fácilmente un ¢1 millón diario, y también hemos tenido búnkeres en San José donde las ganancias eran de ¢15 millones diarios totalmente libres, únicamente pagando a la persona que está allí. En este caso, el narcotraficante principal vivía en un penthouse acá en San José', dijo Zúñiga.

Por otra parte, desde hace un tiempo para acá, los narcotraficantes ticos ya no cuentan el dinero que hacen con sus actividades ilícitas, sino que lo ponen en una balanza y lo cuentan. Es más rápido y fácil debido al volumen de efectivo que reciben todos los días.

En ese sentido, Óscar Izquierdo, jefe de fracción del Partido Liberación Nacional, aseveró que estrangular las finanzas del narcotráfico se convierte en una gran necesidad, ya que este sería un golpe certero contra el crimen organizado.

Sin embargo, advirtió que no es fácil de resolver, ya que la ley penal establece que el Estado solo puede disponer del dinero y los bienes una vez que se da una sentencia firme en contra de los infractores.

Más violencia

Otro de los temas que preocupa al director del OIJ está relacionado con la violencia con la que están actuando los malhechores.

Cada vez es más común encontrar personas decapitadas, sin ojos, sin orejas, quemadas o con el pene cortado.

“Estando vivos, les sacan los ojos, les cortan el pene, la lengua, las orejas, en un claro acto de tortura. Son situaciones que se han visto en otros países y ya se están viendo en Costa Rica”, dijo Zúñiga.

El objetivo de esta violencia es lanzar un mensaje claro de que estos grupos no permiten que se metan con sus ganancias.

Para este martes 31 de octubre, el OIJ reportaba 754 homicidios, lo cual representa un récord para Costa Rica, y lo peor de todo es que todavía faltan dos meses para que culmine el año, por lo que se proyecta que el país sumará más de 900 asesinatos.

Aunque se reporta un aumento de casos en todo el territorio nacional, Limón, San José y Puntarenas son los sitios más peligrosos.

En el caso del Caribe, hay un aumento interanual del 40% en el número de casos, a la vez que se tiene una tasa de homicidios mayor que México.

Y es que hoy día se reportan 35 personas asesinadas por cada 100 mil habitantes, mientras que en el país vecino es de 25,2.

Paralelamente, si la provincia caribeña fuera un país, se podría considerar como el tercer lugar más peligroso de América, solo superado por Venezuela y Honduras, de acuerdo con datos del Banco Mundial e InSight Crime. El análisis no incluye a los países del Caribe.

Prácticas mañosas

Por otra parte, Mario Zamora, ministro de Seguridad, señaló que la guerra contra el narcotráfico se está peleando a todos los niveles. Recientemente, los escáneres colocados en la Terminal de Contenedores de Moín (TCM) en Puerto Limón decomisaron más de 2,7 toneladas de cocaína, y dos días después, “un accidente eléctrico” dejó sin funcionamiento el dispositivo.

En ese sentido, Zamora señala que podría tratarse de un sabotaje, tendiente a frenar los escáneres y exportar la droga desde Costa Rica a Europa y los Estados Unidos. En ese sentido, ya se han presentado denuncias.

“Se presentó una afectación a uno de los escáneres en su componente eléctrico. Hemos puesto esta denuncia ante el Poder Judicial, a efectos de que pueda establecerse el por qué de esta situación. La afectación se da justamente en momentos en que tenemos logros importantes, no solo los 500 kilos de cocaína que decomisamos, sino otro decomiso de 2,2 toneladas de cocaína”, dijo Zamora.


Cocaína se vuelve más escurridiza


El decomiso de cocaína se ha vuelto más difícil de realizar, según datos del Organismo de Investigación Judicial (OIJ), que informa sobre un cambio sustantivo en el porcentaje de cocaína y marihuana entre 2020 y 2023 (cifras en porcentaje según datos del OIJ para mediados de octubre).

Droga 2020 2023
Cocaína 76 44
Marihuana 24 56


Las recomendaciones


El 2023 se convirtió en el año con más homicidios de la historia de Costa Rica.

La guerra entre bandas narcotraficantes por territorio y droga está generando un baño de sangre.

Estas son 10 acciones que recomiendan los expertos para frenar al narco, los homicidios y el sicariato:

Acción Estrategia
1. Fortalecimiento de la Prevención Priorizar estrategias de prevención del crimen y la violencia, especialmente enfocadas en jóvenes en riesgo y comunidades vulnerables
La idea es brindar oportunidades de trabajo, educación y acceso a vivienda
2. Incautación y decomiso Realizar reformas legales que permitan una mayor efectividad en la lucha contra el narcotráfico y el crimen organizado, incluyendo la confiscación de bienes y activos relacionados con actividades ilícitas
3. Inteligencia y Coordinación Fortalecer la inteligencia policial y la cooperación entre las agencias de seguridad nacional e internacional para anticipar y prevenir actividades delictivas
4. Trabajo en Redes de Delincuencia Desmantelar las redes de delincuencia organizada, identificando y deteniendo a los líderes y miembros clave
5. Inversión en Educación y Empleo Promover la educación de calidad y la creación de empleo como herramientas para reducir la desigualdad y ofrecer alternativas legítimas a la delincuencia
6. Combate a la Impunidad Reforzar el sistema judicial para garantizar una aplicación efectiva de la ley y reducir la impunidad en casos de crimen organizado, ya que la impunidad fomenta las redes criminales
7. Control de Fronteras Implementar medidas de control fronterizo más rigurosas para prevenir el tráfico de drogas, armas y personas. La migración debe atenderse con un enfoque de seguridad nacional y no solo de derechos humanos
8. Enfoque Regional Colaborar con otros países de la región en estrategias conjuntas para combatir el narcotráfico, dado que el crimen
9. Transparencia y combate a la corrupción Fortalecer las instituciones encargadas de hacer cumplir la ley y promover la transparencia para reducir la corrupción que a menudo facilita el narcotráfico
10. Educar y no romantizar fenómeno criminal Promover programas de educación y concienciación sobre los riesgos y consecuencias del consumo de drogas en comunidades y escuelas


NOTAS RELACIONADAS








© 2024 Republica Media Group todos los derechos reservados.