Logo La República

Jueves, 13 de diciembre de 2018



ACCIÓN


Apenas para respirar

Cristian Williams [email protected] | Jueves 16 enero, 2014



Apenas para respirar

Saprissa ganó con lo justo, pero al menos ganó y baja la presión

Kendal Waston fue figura en el triunfo morado. En defensa controló a Lucas Gómez y en ofensiva puso el gol del triunfo. www.imagenesencostarica.com/La República

La necesidad de ganar era clara, evidente, se sentía en el ambiente. Ronald González lo anticipó, debían ganar aunque fuese medio a cero, jugando como fuese y hasta sufriendo en el cierre.
La Universidad de Costa Rica les vendió cara la derrota, inclusive, de no ser por un fallo increíble de Víctor Gutiérrez a pocos minutos del final, la historia pudo haber sido otra, pero al concluir los 90 minutos los saprissistas se quedaron con la victoria por 1 a 0.
De entrada, Ronald González movió el banquillo y alteró la alineación titular, desde Donny Grant, quien le dio el campo a Danny Carvajal, hasta Ariel Rodríguez, en busca de un revulsivo dentro del grupo que les hiciera sumar, luego de iniciar perdiendo el domingo en su casa 2 a 1 ante Pérez Zeledón.
Una de las figuras más esperadas, como lo era el lateral Heiner Mora, solo pudo estar 12 minutos en el terreno de juego, ya que se lesionó y todo lo planeado se varió, al mandar González a Marvin Angulo a colocarse en esa zona del terreno de juego.
Las acciones eran parejas, ambos equipos visitaban los marcos de Danny Carvajal y Carlos Méndez, pero sin claridad absoluta para suponer que podían adelantarse, pese a que los locales eran quienes más lo intentaban.

Y cayó el gol en una acción poco precisa, justo en una lucha en el área pequeña, la pelota se iba a escapar, Kendal Waston, otro de los que volvió a la titularidad, la ganó en las alturas y se la dejó servida a Ariel Rodríguez, quien tocó con lo justo para hacer, a los 30 minutos, el gol.
Eso alentó a Saprissa y a sus aficionados, quienes, pese a todo, llegaron en una buena cantidad a apoyar a su equipo, y aunque en carteles le reclamaban un mayor esfuerzo, al menos desde la grada los respaldaban.
En la complementaria el partido entró en una fase de mayor lentitud, Saprissa no arriesgaba, no se animaba a ir por más, para no correr el riesgo de perder lo que ya se tenía, en tanto los celestes no tenían la fuerza necesaria para ir por el gol del empate.
Y así se consumieron los minutos, la más clara opción fue en piernas de Gutiérrez, que le paró la respiración a muchos y silenció el Estadio Saprissa, pero su remate, con todo el marco al frente, salió desviado.
Misión cumplida, Saprissa ganó y eso era lo que necesitaban, ahora les queda mantener ese ritmo, ganando a como sea, incluso sufriendo.

 

Cristian Williams Méndez
[email protected]