Logo La República

Viernes, 16 de noviembre de 2018



NACIONALES


Entran empresas a negocio de cableras

Luis Valverde [email protected] | Jueves 16 agosto, 2012



Vídeo por Internet compite con televisión de paga
Entran empresas a negocio de cableras

Usuarios ganan en precios y opciones para elegir cómo ver televisión

Para ver su serie favorita de televisión ya no tiene que esperar a los horarios en que su empresa de cable la pase al aire. Con el nuevo servicio de vídeo por demanda —que utiliza Internet para transmitir la señal—, usted puede sentarse a verla a la hora que quiera, las veces que desee y desde su televisor, computadora o teléfono.
A través de este sistema, varias empresas como Claro, Kölbi, o Apple han comenzado a inmiscuirse en el negocio de la televisión de paga, el cual hasta ahora había sido exclusivo de las cableras.
Algunos de estos servicios ya se ofrecen en el país y la proyección es que crezcan aún más a partir del próximo año, de modo que el usuario tenga la opción de ver series o películas a la hora que quiera, con tarifas competitivas.
La primera firma costarricense en participar en este mercado fue el ICE.
A través de su marca Kölbi TV, comercializa desde inicios de año la televisión de paga por demanda en varias localidades del Area Metropolitana.
Su plan es dar a conocer el servicio este año, para entrar en una etapa de mayor expansión en 2013.
A ella se le uniría en un futuro Claro, que se encuentra promoviendo el servicio en la mayor parte de Latinoamérica con paquetes de televisión que van de $12 a $40.
En el país la firma se encuentra en su etapa de desarrollo de redes, por lo que es posible que la televisión por demanda sea tomada en cuenta para los costarricenses también a partir de 2013.
Otras opciones que ya existen en el mercado, pero que apenas dan sus primeros pasos son Netflix y Apple TV.
En el caso de Netflix, por $8 mensuales el cliente puede descargar en forma ilimitada los vídeos que desee, tanto en el celular como en su computadora o pantalla con conexión web.
Su desventaja es que los títulos que presenta no son necesariamente recientes.
Por su parte Apple TV ofrece un sistema similar, con la diferencia de que se requiere un equipo de la empresa para realizar las descargas. Las películas y series son de lanzamientos más recientes.
El crecimiento del vídeo por demanda estará alimentado en gran medida con el crecimiento en Internet.
“Los nuevos competidores están usando Internet Móvil para competir con la fija. Con velocidades de cuatro Megabits (MB) se permite romper esa frontera y entonces vemos cómo por ejemplo surge Claro TV”, dijo Gilles Maury, analista de telecomunicaciones de Deloitte, durante un reciente foro efectuado en Cedes Don Bosco.
La tendencia en el mercado es integrar la mayor cantidad de servicios, de modo que el usuario pueda recibirlos de una misma empresa.
“Por eso vemos al ICE también metido en televisión digital… es un proceso que aún no alcanza la integración máxima pero que va en camino”, agregó Maury.
Esto ha obligado a las empresas de televisión por cable a mover sus fichas para no quedarse atrás.
En el país el primero que lo ha comprendido así fue Tigo, que además del servicio tradicional de cable, lanzó hace un mes un servicio propio de Vídeo por Demanda, de modo que ahora el cliente también pueda elegir lo que quiera ver.
“Esta tendencia es una consecuencia natural de la influencia de Internet en la distribución de contenido… Para nosotros representa una fuente de retos y oportunidades”, dijo Carlos Maldonado, gerente regional de innovación de Tigo.
Otras cableras se encuentran apenas en su etapa de integración entre la TV e Internet, por lo que no han desarrollado planes de vídeo por demanda.
No obstante, es posible que también lo exploren en un futuro cercano. Mientras tanto, sus estrategias se han basado en fortalecer sus redes web, para mejorar la conectividad.

Luis Valverde
[email protected]