“Hay una tendencia dizque modernista de atender partos en casa”
“Hay gente de otras profesiones, que ni siquiera son médicos, que promueven esto y estarían ejerciendo medicina ilegal”, advirtió Andrés Castillo, presidente del Colegio de Médicos. Gerson Vargas/La República
Enviar

Tener mayor privacidad y lograr que el nacimiento sea un momento más íntimo es lo que impulsa a algunas mujeres a dar a luz en su hogar bajo el cuidado de una partera; sin embargo, se trata de una moda peligrosa que a inicios de este año cobró la vida de una costarricense.

Para evitar más muertes y dar a conocer las consecuencias que traen este tipo de nacimientos, el Colegio de Médicos y Cirujanos conformó una comisión que investigará los partos extrahospitalarios.

A raíz del deceso inició una investigación de oficio para sentar responsabilidades y si fuera necesario elevar el proceso a denuncia, aseguró Andrés Castillo, presidente del Colegio de Médicos y Cirujanos.

¿Por qué se crea la comisión?

Nos da la impresión que hay una tendencia dizque modernista que se pueden atender los partos en la casa. Recientemente una persona falleció, supuestamente su parto era normal, le dijeron que el nacimiento fuera en la casa con gente que no es profesional. Se complicó y la paciente falleció con dolor. A eso hay que sumarle el daño que sufre la familia y un menor de edad queda huérfano. Consideramos que es retroceder a 50 o más años en los protocolos de atención, cuando había un alta mortalidad materna y fetal.

En la fiscalía del Colegio abrieron una investigación, ¿es el único caso?

En los últimos tres años es el único caso que hay. Se tiene que investigar porque la medicina es una profesión que todo el mundo quiere practicar: gente con ideas raras para usufructuar de una situación. Lo investigamos porque la persona que promovió esto está ejerciendo medicina ilegal.

Si el responsable es un colegiado, ¿qué sanciones caben?

Habría que medirlo con el código de ética. Si soy médico y atiendo un parto en una casa, estoy sometiendo a una persona a un riesgo donde no puedo remediar circunstancias que no están previstas. Un médico responsable y que sabe qué está haciendo no puede recomendar que se atienda el parto en esas condiciones.

¿Está de moda esta práctica?

Eso es voluntario porque nadie puede obligar a otras personas. Sí podemos decirle a la población lo conveniente e inconveniente, que la gente sea consciente de los riesgos de atender un parto en una casa donde no se tienen los recursos. No hay partos normales, hay embarazos de bajo riesgo, pero al momento del nacimiento puede ocurrir una desgracia en la que fallece la mujer, el niño o ambos.

Además de la muerte, ¿qué otros riesgos tiene un nacimiento extrahospitalario?

Eso depende mucho. Pueden presentarse complicaciones severas o agudas que no se detecten en el momento. Situaciones graves, al momento del parto un sangrado grande puede tener como consecuencia el síndrome de Sheehan (que causa que el tejido en una glándula cerebral muera) que antes se veían, insuficiencia endocrina múltiple, procesos infecciosos, o desgarraduras en las que el útero no se contrae posteriormente y fiebre “puerperal” (que se le asocia a la falta de higiene).

¿En qué condiciones se pueden permitir?

Cuando no hay otra manera: donde no se tiene acceso por la zona geográfica. Por ejemplo que la carretera se derrumbara o que haya un diluvio y estén crecidos ríos y no se pueda enviar un helicóptero. Siempre hay que medir las situaciones y el riesgo; pero cuando el riesgo es mínimo es una escogencia no inteligente, cuando se opta por la casa en vez de un hospital con todas las medidas y profesionales en obstetricia, anestesiólogo, internista y pediatra que atienda.

Ver comentarios