Volcanes desperdiciados
Enviar

Se desaprovecha opción de electricidad barata

Volcanes desperdiciados

Hay recursos para iluminar más de un millón de hogares

Más de un millón de hogares podrían tener electricidad proveniente de una fuente limpia y barata, como son los volcanes.
Sin embargo, la mayoría del potencial que existe en el país se desperdicia, pues la legislación que permitiría hacer desarrollos eléctricos en algunas zonas protegidas no camina.
Mientras eso ocurre, existe mayor presión para generar cada vez más, en medio de las dificultades que existen para construir nuevos proyectos eléctricos.
Actualmente hay al menos siete zonas volcánicas ubicadas especialmente en las Cordilleras de Guanacaste y Central, de donde se podría extraer vapor del subsuelo para producir electricidad, cuya energía es conocida como geotérmica.
Esto equivaldría a darle electricidad a cerca de la mitad de las personas que viven en el Area Metropolitana.
La ventaja es que se trata de una fuente energética limpia que produce mucho menos contaminantes que otras.
Además, resulta más barata que si se produce electricidad a base de combustibles, lo que generaría un ahorro para el país y para usted como consumidor.
Sin embargo, de todas las opciones que existen, solo se aprovechan desarrollos cercanos a los volcanes Miravalles y Rincón de la Vieja.
Entre ambos suman unos 159 Megavatios (MV) de potencia instalada, lo que alcanza aproximadamente para unas 300 mil casas.
Este desperdicio de energía se produce porque la mayoría de las zonas volcánicas pertenecen a áreas protegidas ambientalmente, donde no se permiten construcciones de ningún tipo.
Para tratar de cambiar esta situación hay al menos tres proyectos de ley en el Congreso, que pretenden eliminar ese impedimento.
Los tres le permitirían al ICE o eventualmente a alguna empresa privada, desarrollar un proyecto geotérmico, como los que se encuentran en Miravalles, dentro de zonas actualmente protegidas.
Sin embargo, de los tres ninguno avanza, pues no existe acuerdo entre los diputados para aligerar su estudio.
La meta es discutir esos proyectos para presentar una propuesta final, en teoría, en lo que resta del año.
Pero mientras los políticos discuten, en el país es cada vez más necesario contar con nuevas fuentes de generación eléctrica.
Por un lado existe una demanda que cada año crece alrededor de un 5%. En un par de décadas la cantidad de personas que requieren la electricidad para vivir se habrá duplicado.
Pero por otro, la construcción de nuevas plantas camina de forma muy lenta. En los últimos tres años, el crecimiento en la generación fue de apenas un 3%, menos de lo que creció la demanda.
El agravante es que los proyectos grandes del ICE están atrasados, como el Reventazón y el Diquis.

201211152258080.n11.jpg

Luis Valverde
[email protected]

Ver comentarios