Enviar
Una noche con Luis Miguel
Alrededor de 10 mil seguidores asistieron al concierto del Sol de México

El domingo el Estadio Ricardo Saprissa recibió a uno de los artistas mexicanos más consentidos, Luis Miguel, conocido como el Sol de México, tras una espera de ocho años por parte de sus seguidores ticos.
La velada dio inicio a las 7 p.m. a cargo del cantautor costarricense Humberto Vargas, quien cantó durante aproximadamente 30 minutos.
Con el paso del tiempo el clima se fue enfriando pero a las 8.10 p.m. todo se olvidó y los asistentes se levantaron para recibir en el escenario al mexicano que comenzó su show con un popurrí de éxitos entre ellos “No sé tú”.
Con un elegante traje negro y sumamente bronceado, continuó el espectáculo que incluyó temas como “Te propongo esta noche” del disco “Amarte es un placer” y “Con tus besos”.
“Buenas noches Costa Rica, es un placer enorme estar acá”, fueron algunas de las palabras que compartió con el público. “Bienvenidos, es una noche llena de alegría y emociones”, agregó.
Posteriormente retó al público a gritar y a aplaudir para que un medidor de sonido y pasión en las pantallas fuera aumentando, y lo logró.
Esto dio inicio a un bloque de boleros que comenzó con “Tres palabras” y siguió con “La barca”, tema del cual el público se apoderó y Luis Miguel se quedó atento escuchando a sus seguidores y haciendo intentos de cantar sin éxito, pero complacido.
“Somos novios”, “Por debajo de la mesa”, “La gloria eres tú”, continuaron cautivando la fría noche.
Después de 40 minutos en escena el “Sol” entonó una movida “Bésame mucho” y el público se levantó a acompañarlo y bailar.
El repertorio siguió con éxitos con “Inolvidable”, “Muchachos de hoy”, “Palabra de honor”, “Decídete”, “La chica del bikini azul”, “Isabel”, “Un hombre busca una mujer”, “Si no supiste amar”, “Cuando calienta el sol” entre otros temas, aunque muchos no los cantó completos.
Durante el concierto, que duró poco menos de dos horas, se mostró simpático, incluso dio la mano durante la velada a las personas que se acercaron al escenario, recibió un ramo de rosas y finalizó repartiendo rosas blancas.
La llovizna de la noche no empapó la espera de muchos, para algunos fue un excelente show, para otros quedó debiendo temas conocidos como los de su disco “Aries”.
Según la producción alrededor de 10 mil personas asistieron al concierto.
El espectáculo forma parte de la gira 2012 con la que celebra sus 30 años de carrera.

Melissa González
[email protected]
Ver comentarios