Enviar
Martes 23 Febrero, 2010

Una carta recordatorio

Felicitaciones por su triunfo estimada presidenta electa, Laura Chinchilla. Estamos felices de que usted nos va a representar ante el mundo. Nos agradó que usted mencionara el cambio climático en su primer discurso después de la elección. Sin duda, el tema va a resurgir durante su administración.
La cumbre de Copenhague no cumplió con nuestras expectativas. Sin embargo, podemos rescatar valiosas experiencias de los esfuerzos realizados en preparación para la cumbre. En particular, se puede aprender mucho de lo que hicieron los niños de este país.
Como usted lo sabe, lograr nuestra aspiración de ser un país carbono neutro para el 2021 necesariamente requiere involucrar a todos los costarricenses. Con una fecha límite y con recursos económicos limitados es una meta más que ambiciosa. Afortunadamente, ya se tiene un ejemplo de éxito con el proyecto “cartasXcambio”.
Este proyecto, creado por jóvenes costarricenses, logró lo que muchos dijeron era “demasiado ambicioso”. Se realizó en tan solo 30 días y con $3 mil, pero aprovechó al máximo la energía de la juventud. Participaron escolares de todo el país, desde Upala hasta Ciudad Neily. Incluyendo estudiantes cabécares y de instituciones privadas. Más de 65 mil estudiantes en 600 centros educativos escribieron cartas a líderes mundiales exigiendo acciones en el tema de cambio climático.
cartasXcambio dejó varias lecciones. Le resaltamos las tres más importantes: involucrar a la ciudadanía, aprovechar el apoyo internacional, y trabajar con metas a corto plazo y comunicación regular.
Solucionar el cambio climático es un proceso necesariamente democrático. Gente común y sus redes personales son quienes finalmente nos darán los resultados esperados. El éxito de cartasXcambio se debe a personas como don Carlos, un profesor del CTP Turrubares, que logró la participación de todo su colegio y su comunidad. Doña Geannina es otro ejemplo. Como docente en el centro penitenciario de La Reforma, ella entusiasmó a más de 300 estudiantes a escribir cartas a Obama, Lula y Berlusconi. Hay muchos otros ejemplos.
No existe un modelo de una economía emergente baja en carbono. Costa Rica podría ser ese modelo global. Si tenemos el coraje de transformar nuestra economía, recibiremos el apoyo de muchos países.
La mayoría de los embajadores en el país participaron en cartasXcambio y expresaron deseos de colaborar en futuros esfuerzos. El apoyo de la comunidad internacional permitió a una estudiante de Cóbano entregar más de 5 mil cartas a embajadas concurrentes localizadas en México.
Objetivos a corto-plazo y la comunicación constante y transparente mantienen el enfoque hacia la meta.
No hay duda de que habrá imprevistos en la ruta hacia la carbono neutralidad. Durante cartasXcambio, la huelga de ANDE, los partidos contra Uruguay y los exámenes de bachillerato demandaron ajustes. Ante estos retos, nuestras metas semanales animaron al equipo organizador.
Se utilizó Facebook para transmitir información a las redes sociales y YouTube para demostrar que el proyecto avanzaba. Se logró incorporar a un público amplio con acciones novedosas como un ‘flashmob’ en la Plaza de la Cultura y un vídeo promocional con El Moradito.
Costa Rica podrá ser un país desarrollado si lidera al mundo en el tema climático. Esta aspiración es ambiciosa, pero no imposible. Se necesita su liderazgo visible doña Laura… y algunas lecciones que nos enseñaron los niños de Costa Rica.

Roberto Guzmán, biólogo [email protected]
Roberto Jiménez, administrador [email protected]
Miembros del equipo cartasXcambio