Logo La República

Miércoles, 14 de noviembre de 2018



INVERSIONISTA


Tasas de préstamos subirían entre 1% y 2%

Carolina Acuña [email protected] | Lunes 09 mayo, 2011



Nuevo encaje a préstamos del exterior encarecería colocaciones en dólares
Tasas de préstamos subirían entre 1% y 2%
El Banco Central enfatiza los beneficios de un mayor control monetario y menos capitales especulativos

Ya es un hecho que el 1º de agosto todos los préstamos de menos de 361 días, contratados en el exterior por una entidad financiera nacional, tendrán que reservar un porcentaje para el Banco Central, donde estará guardado sin generar intereses.
Este nuevo encaje podría incrementar las tasas de interés de algunos bancos entre el 1% y el 2% encareciendo los préstamos en moneda extranjera.
“El encaje a los empréstitos del exterior incrementa el costo de captación de los intermediarios financieros y estos, al ser trasladados a los clientes, encarecen el costo del crédito bancario, restándole competitividad a Costa Rica respecto a otras plazas. Ante una mayor tasa de interés, las oportunidades de inversión se reducen, limitando el crecimiento económico”, explica Alberto Sauter, gerente general Banco General Costa Rica.
La posición competitiva nacional mengua, comparada con otras economías vecinas como la de Panamá, donde no existe este tipo de encajes y hasta con otras países como Brasil, cuyo encaje llega al 10%.
Los banqueros agremiados en las distintas cámaras y asociaciones coinciden en que esta medida debilita el sistema financiero formal, y podría incentivar entidades no reguladas.
“La medida no rige para entidades financieras ubicadas en el exterior que prestan en Costa Rica, por lo tanto el Central está dándoles una ventaja competitiva artificial a los bancos del exterior y a la banca de maletín en contra de los bancos locales. Es decir, el Central apuesta por la banca externa en contra de la banca local,” dijo Franco Naranjo, presidente de la Asociación Bancaria Costarricense.
Según la Cámara de Bancos e Instituciones Financieras (CBF) los préstamos del exterior no son depósitos, por lo que no deberían ser encajados pero según la posición del Banco Central dado que este dinero recibe un uso similar al de los depósitos (es utilizado también para su colocación en créditos) debe ser sujeto del mismo tratamiento.
“El Banco Central en vez de estimular la reactivación económica la perjudicará, dados los costos adicionales que implicará para los operadores financieros y las empresas. La Cámara está analizando y valorando las alternativas y acciones a seguir, de cara al acuerdo tomado”, dijo Guillermo Quesada, presidente de la CBF.
Pero el Central se defiende asegurando que para la decisión consideró que el beneficio para la sociedad de nivelar la cancha entre las diferentes fuentes de financiamiento de los intermediarios financieros y el de reflejar de mejor manera el costo social de los recursos externos de alta volatilidad, supera los costos privados que la medida podría significar.
“Esto redundará en una economía menos volátil, que enfrentará menos incertidumbre, por lo que podrá crecer y desarrollarse en forma más estable y rápida”, reza el comunicado del ente emisor.
Apoyando la tesis del Banco Central, algunos economistas llaman la atención sobre que en un mercado con tasas internacionales tan bajas, esta medida no debería afectar significativamente los préstamos locales, asimismo el tipo de créditos que se hacen con fondos provenientes del extranjero no es al que típicamente tienen acceso la clase media y baja por lo que la medida sería acertada para esos estratos sociales y tendría poco impacto en la economía doméstica.
“Lo que va a encarecer un poco son los fondos blandos recibidos del extranjero y las triangulaciones de préstamos. Esto va a 'sincerar' el mercado y contribuirá a frenar un poco la entrada de capitales vía prestamos para especular contra el dólar y obtener ganancias por el premio que paga invertir hoy en moneda nacional”, dijo Juan Manuel Tirado, asesor de GWM Group.
Por el momento los bancos que piensan buscar fondos de esa fuente tendrán un 5% de encaje en agosto, 10% en setiembre y 15% a partir de octubre y hasta que el Central decida mantener la medida.



Carolina Acuña
[email protected]