Supermujer
Las mujeres destinan más tiempo al hogar y el trabajo. La consecuencia es que tienen menos horas libres, pero aun así las dedican al estudio. Gerson Vargas/La República
Enviar

Dedican más horas al hogar y el trabajo

Supermujer

Tienen menos tiempo libre, pero estudian más

En cada hogar del país la mujer es como una heroína que tiene un papel relevante en lo económico y fundamental en lo familiar.
Si usted es mujer, dedica en promedio casi 80 horas semanales al trabajo y los quehaceres domésticos, mientras que el hombre 65.
Al final tiene menos tiempo libre, pero aun así destina una buena parte a estudiar para mejorar su formación y sus opciones laborales.
Las supermujeres tienen la capacidad de comenzar el día realizando labores como la preparación de los alimentos, ir a la oficina a trabajar y, una vez de vuelta en la casa, se encargan de la conducción del hogar.
Usted dedica no menos de cinco horas al día a la administración del hogar. Mientras que los hombres tan solo dos, muestra la encuesta de Uso del Tiempo hecho por el INEC e Idespo.
Pero el hombre no es el diablo porque ahora participa más en las labores domésticas.
Sin embargo, las mujeres siempre destinan más del doble del tiempo que ellos a los quehaceres de la casa, dijo Irma Sandoval, coordinadora de la investigación.
Esta realidad afecta a todas las mujeres sin importar su edad, educación y condición civil y social.
El cuidado de los niños y limpiar la casa es lo que consume la mayor parte del tiempo semanal de la mujer.
Mientras que el aporte de los hombres, en estas dos tareas, no es ni la mitad del tiempo de ellas.
Actualmente casi un 50% de las mujeres mayores de 15 años tiene empleo, son diez puntos porcentuales más si se comprara con los datos de una década atrás.
Por otra parte, las supermujeres tienen menos tiempo libre y de entretenimiento, debido a su rol en el trabajo y el hogar.
Además sus actividades de recreación son principalmente para participar en eventos familiares. No precisamente ir a un bar o un partido de fútbol.
“El esparcimiento en las mujeres es menor porque siguen dedicando la mayor parte de su tiempo a labores domésticas”, dijo la investigadora Lorena Flores.
Pese a que hay menos horas de ocio y más de trabajo, las mujeres invierten más tiempo que los hombres para mejorar su formación.
En promedio actualmente utilizan más de 30 horas semanales para mejorar su currículum y abrirse nuevas opciones laborales. La cantidad de horas incluso es mayor en el caso de las jefas de hogar, quienes tienen los perfiles más bajos de escolaridad y menor salario.

201211122312570.n11.jpg

Oscar Rodríguez
[email protected]
 

Ver comentarios