Logo La República

Martes, 19 de marzo de 2019



NACIONALES


Stagno es una baja prematura en el equipo de Laura

Redacción La República [email protected] | Jueves 03 junio, 2010



Renuncia ayer del embajador en las Naciones Unidas es lamentada por la Presidenta
Stagno es una baja prematura en el equipo de Laura
Cuestionamientos por supuesto autonombramiento en organización

No ha cumplido aún su primer mes en el cargo como Presidenta de la República y ya su equipo de gobierno sufrió ayer la primera baja.
Por medio de una breve carta dirigida a la mandataria, en la cual explica las razones que lo llevaron a presentar su renuncia, Bruno Stagno, ex canciller y hasta ayer embajador del país ante la Organización de las Naciones Unidas (ONU), presentó su dimisión inmediata e irrevocable.
El ex funcionario, con una trayectoria de 14 años en el Servicio Exterior, adujo en primera instancia que es su deber hacerlo para “que las aguas regresen a su cauce y no se sigan desbordando sin contemplación alguna”.
“A una cierta desilusión de no poder representar a nuestro querido país en el exterior, se une la ilusión de poder recuperar la tranquilidad y privacidad del fuero familiar y la plena libertad de acción y opinión. Como dice el refrán, no hay mal que por bien no venga”, expresó Stagno en la misiva.
Los cuestionamientos sobre el diplomático surgieron tras darse a conocer que antes de finalizar su mandato como canciller durante la administración de Oscar Arias, el Consejo de Gobierno acordó en su última sesión, nombrar a Jorge Urbina, ex representante de Costa Rica ante la ONU, como embajador ante los organismos multilaterales en el Reino de los Países Bajos.
En el mismo acto, los ministros aprobaron designar a Stagno en el puesto que ocupó Urbina, decisión en la que no participó Stagno, aunque sí fue avalada por él posteriormente por medio de su rúbrica.
Sobre este tema, el Ministerio de Relaciones Exteriores determinó en un informe jurídico que Stagno incurrió en un conflicto de intereses, por lo que recomendó anular el nombramiento hecho por el anterior Poder Ejecutivo.
Por su parte, la Procuraduría General de la Etica expresó que el canciller habría violentado principios éticos por avalar su nombramiento. Asimismo, pidió al Gobierno iniciar una investigación sobre el tema.
Mientras que en la Asamblea Legislativa, diputados del Partido Acción Ciudadana, Movimiento Libertario y Frente Amplio, pidieron públicamente a Laura Chinchilla, presidenta de la República, que destituyera a Stagno del cargo, debido a los diversos cuestionamientos.
La dimisión de Stagno tomó ayer por sorpresa al Poder Ejecutivo, tal como lo manifestó René Castro, Canciller.
“Yo pienso que su actuación en este tema fue infortunada y poco elegante. Las consecuencias son lamentables para el país y para él mismo, ya que inhibe a un excelente profesional con gran trayectoria, de participar en el Servicio Exterior de Costa Rica”, manifestó Castro.
El funcionario manifestó que por el momento no tienen candidatos para ocupar el puesto y que antes de cerrar la investigación sobre el tema, deberá consultar con el departamento legal sobre lo que procede.
Agregó que la experiencia vivida servirá para no cometer errores en el futuro.
“Espero que lo sucedido nos sirva a todos de recordatorio de que debemos estudiar la normativa vigente, en este caso, la Ley de Enriquecimiento Ilícito que establece normas y procedimientos considerados nuevos, por lo que no hay experiencia en todos los niveles administrativos. Esas son las reglas del juego, son las leyes vigentes que todos acatamos”, expresó Castro.
Finalmente, el Canciller dijo que había conversado brevemente con Stagno y que está triste y preocupado por lo sucedido. Asimismo, manifestó que por el momento el ex funcionario no será tomado en cuenta para ocupar otro puesto en el Servicio Exterior.
Se intentó localizar a Bruno Stagno pero no respondió a ninguno de los números de teléfonos que tenía cuando fungía como canciller en la administración pasada.

Esteban Arrieta
[email protected]