Logo La República

Viernes, 3 de julio de 2020



CANDILEJAS


Sostenibilidad digital

Candilejas [email protected] | Viernes 12 junio, 2020

La silueta de una mujer se mezcla con elementos tecnológicos
Shutterstock / La República


A las puertas de lo que podríamos llamar la “Gran Digitalización”, visualizar la verdadera dimensión de la huella de carbono digital resulta urgente.

Sobre este tema, Candilejas conversó con el periodista, investigador y escritor Pablo Gámez-Cersósimo, costarricense, fundador y director general de la organización holandesa “The Orange Institute”, cuya principal función es servir como referencia mundial, especialmente para América Latina, en la transformación “de energías para la industria de la Internet”, desde Holanda, país líder en este proceso.

Pero ¿cuál es la situación en torno a la huella de carbono derivada de la industria digital?, ¿Cuál es la huella de carbono que genera Internet?

Según Gámez, durante los últimos cinco años, distintas organizaciones no gubernamentales, universidades e investigadores, han venido documentando la polución digital, un tipo de contaminación que no es visible y cuyo impacto ambiental es creciente. Si fuera un país, la industria digital sería el quinto más contaminante del planeta (Greenpeace, 2017).

Otros estudios* sitúan la huella de carbono de esta industria en un 4%, superando el impacto ambiental generado por la aviación.

Reconocer con exactitud y transparencia la verdadera dimensión, local y mundial, de la huella de carbono de la industria digital, y descarbonizar nuestra infraestructura tecnológica, son dos complejos desafíos que la humanidad debe resolver, contra reloj, en los próximos años, porque la aceleración tecnológica que se ha activado –por el COVID-19 - está “construida sobre infraestructuras energéticamente sucias”, apuntan los estudios*.

“Estamos en un momento decisivo para descarbonizar la infraestructura física de la Internet, entendida como el gran símbolo de la industria digital. En este camino, ha llegado el momento de reconocer que Internet no se alimenta de bambú. Se erige sobre una poderosa cadena fósil que tímidamente está siendo reemplazada”, asegura Pablo Gámez.

Desde 2015, distintos informes*, exponen el impacto que tiene la economía e industria digital en el medio ambiente. Estos informes, si bien ofrecen lecturas disímiles y un complejo baile de cifras sobre la cantidad de gases de efecto invernadero que se desprenden de las estructuras digitales, nos ayudan a entender que no existe una metodología definida y universalmente aceptada para medir el costo energético del orden digital que hemos creado, y del cual dependemos. Pero sí la urgencia de producir cambios.

En este contexto, ¿qué oportunidad tiene Costa Rica? Gámez-Cersósimo considera que “nuestro país reúne los elementos y piezas necesarios para convertirse en líder y un hub tecnológico enfocado en la sostenibilidad digital en el continente. Es una oportunidad evidente y que no está siendo aprovechada”.

Las últimas tres décadas han sido decisivas en la consolidación de las arterias físicas que hacen posible el funcionamiento ininterrumpido de la inmensa rueda llamada Internet, la mayor de las infraestructuras creada por el ser humano.

A lo largo de treinta años, y prácticamente sin ninguna fiscalización en términos de gasto energético, el andamiaje físico que hace posible el funcionamiento de la totalidad del aparato digital ha crecido de manera exponencial en todo el planeta y es nuestro deber transformar los procesos digitales para la protección del mismo.


#QuedateEnCasa



Carmen Juncos Biasutto y Ricardo Sossa Ortiz
Editores jefes y Directores de proyectos

[email protected]
[email protected]



*Fuentes:

North China Electric Power University.
Mines Paris-Tech a través de las investigaciones realizadas por el científico Franck Aggeri y la empresa Huawei de la mano de Andres Andrae.
The Shift Project, think tank francés:
theshiftproject.org/en/article/unsustainable-use-online-video/
theshiftproject.org
Greenpeace, 2017: https://www.greenpeace.org/usa/global-warming/click-clean/


NOTAS ANTERIORES


Polinizadoras subvaloradas

Viernes 03 julio, 2020

Las abejas polinizan hasta 170.000 especies de plantas, entre ellas las comestibles, y en el mundo las colmenas han disminuido un 90 %.

Abundancia, desperdicio y hambre

Jueves 25 junio, 2020

¿Cambiaremos después de esta pandemia? ¿La grave crisis nos enseñará a ser mejores seres humanos? ¿Habremos aprendido?

Un reto emocionante

Viernes 19 junio, 2020

“La intuición, que está en el inconsciente, es una fuente de conocimiento mayor que la razón”, dijo Eduardo Punset en 2011.

Experiencias por descubrir

Viernes 05 junio, 2020

¿Por qué nos benefician el aroma de las flores y el trinar de los pájaros? Por mucho más de lo que pensamos generalmente.





© 2020 Republica Media Group todos los derechos reservados.