Smartphones siguen como favoritos de los hackers
“Es recomendable revisar los permisos de las aplicaciones antes de instalarlas porque existen aplicaciones ofensivas que suscriben a los usuarios a servicios SMS Premium sin su consentimiento”, dijo Carlos Martínez, Country Manager de ESET. Esteban Monge/La República.
Enviar

No solo los creadores del último celular inteligente, laptop o dispositivo electrónico marcan tendencias en el mundo: los hackers o atacantes informáticos también lo hacen.

Así lo demuestran los datos más recientes de la compañía de seguridad informática ESET, los cuales confirman que el código malicioso conocido como ransomware, que rapta información y el pago de una recompensa para recuperarla es la forma de ataque de moda.
“El ransomware se ha vuelto el protagonista estrella en las historias del cibercrimen moderno. Esta tendencia se ve reflejada principalmente en las plataformas móviles donde amenazas como Android/locker y Android/lockscreen crecieron notoriamente en 2015”, explicó Denisse Giusto, especialista en Seguridad Informática de ESET Latinoamérica.
Con respecto a los datos de ataques dirigidos a dispositivos móviles, los que cuentan con el sistema operativo Android siguen como la víctima favorita de los hackers.
Durante el primer semestre del año anterior se presentaron 1.229 nuevas variantes de amenazas, mientras que en el primer semestre de 2016 se contabilizaron 1.923 códigos destinados a infectar dispositivos Android, lo que representa un aumento del 56,5%.


En promedio se crearon unas 300 nuevas amenazas de ataques por mes, lo que representa un aumento considerable con respecto a 2015, cuando solo se detectaban 200 nuevas amenazas por mes.
Para Giusto, el hecho de que Android concentre el 86,2% de los equipos móviles a nivel mundial en el segundo semestre de 2016 es una de las principales razones para que los hackers prefieren atacar este sistema operativo; sin embargo, existen otros argumentos que respaldan esta preferencia.
“Otra de las razones es porque Android permite al usuario —tras una sucesión de advertencias— habilitar la instalación de aplicaciones provenientes de fuentes no confiables, además de que resulta más práctico para un cibercriminal subir sus amenazas a la tienda de Android que a la tienda de aplicaciones de Apple”, agregó la representante de ESET.


Ver comentarios