Sin margen de error
Herediano necesita hoy del mejor Yosimar Arias para salir de su mala racha, mientras David Guzmán se encargará de frenarlo. www.imagenesencostarica.com/La República
Enviar

Sin margen de error

Un Herediano presionado enfrenta a un Saprissa relajado, mientras, el sótano hierve

Saprissa, con la moral al tope tras su clara victoria en el clásico espera esta noche a un Herediano, en caída libre, y que requiere un resultado positivo para devolverle la confianza a un equipo que de sobrado pasó a penar.

201404152320030.a33.jpg
Los morados esperan llenar su estadio y montar otra fiesta; Ronald González tendrá que hacer cambios por sus laterales ante la suspensión de Adolfo Machado y la lesión de Heiner Mora. No obstante, el estratega morado sabe que aunque está muy cerca de su primer objetivo, todavía se encuentra muy lejos del principal, y para nada quiere confiarse o caer en zona de confort.
Por su parte, Herediano tendrá que sacudirse sus fantasmas que parecen acompañarle desde la goleada ante Alajuelense y posterior destitución del técnico Marvin Solano y llegada de Eduardo Méndez.
Con una planilla de lujo, donde se puede decir que están todas las soluciones, los florenses no solo deben ganar, para dejar viva la poca opción que tienen por el primer lugar, sino también por alejarse del Alajuelense y los equipos que vienen atrás; confirmar la clasificación y adueñarse definitivamente del segundo lugar que le garantiza cerrar en casa en semifinales y la ventaja deportiva en esa instancia.
Anoche Alajuelense jugaba ante Carmelita, en un partido que si ganaban los manudos lo ponían en segundo lugar, un elemento más de presión para los florenses.
En el resto de la jornada todos los partidos son decisivos, porque los equipos se juegan sus objetivos o su vida en la Primera División.
Universidad de Costa Rica, que se ha convertido en el principal candidato a clasificar en el cuarto lugar, y hasta más arriba si es el caso, enfrenta a un Uruguay al que se le complicaron las cosas, tras el repunte de Belén y Pérez Zeledón. Los lecheros deben puntuar porque se prevé un cierre de angustia para los equipos que están en zona de descenso.
En el mismo tema, los Guerreros del Sur reciben a Puntarenas, en duelo a muerte porque ambos comparten el sótano con 41 puntos (tabla general), el empate los dejaría a los dos en serios problemas, pero si alguno sale derrotado quedará a un paso de la Liga de Ascenso, a dos jornadas de que finalice para ellos el Torneo de Verano.
El otro juego para hoy enfrenta a dos equipos que juegan para saber cuál está menos mal; Cartaginés recibe al Santos; a estos equipos los salva lo acumulado en puntos del torneo anterior, aunque ya el Santos, matemáticamente, está en peligro.
Los otros dos juegos se realizarán mañana. Carmelita, otro de los equipos que han animado el torneo, enfrenta a Limón que requiere otro triunfo para enfrentar con tranquilidad las últimas jornadas sin temor al descenso. Mientras, los carmelos, dependiendo del resultado de anoche, podrían tener muy vivas su opciones de clasificarse a la segunda fase del torneo.
Por último, Alajuelense recibe a Belén, los manudos en su lucha ya relatada por acomodarse en los puestos altos, buscando el segundo lugar y los belemitas no solo para olvidarse definitivamente del descenso, sino también para quemar los cartuchos que le dan opción al cuarto lugar.

Luis Rojas
[email protected]
@La_Republica

Ver comentarios