Enviar
Senadores amenazan a la OPEP

Legisladores estadounidenses bloquearían venta de armas a Arabia Saudita si no se eleva producción


Washington
EFE

Cuatro senadores estadounidenses dijeron ayer que bloquearán las ventas multimillonarias de armas a Arabia Saudí y Emiratos Árabes Unidos (EAU) propuestas por la Casa Blanca si esos países no elevan el bombeo de crudo.
Los legisladores, tres demócratas y un independiente que vota normalmente con los demócratas, hicieron la amenaza en una carta enviada al presidente de Estados Unidos, George W. Bush.
“Si Arabia Saudí o los EAU no aumentan significativamente la producción diaria de crudo, nos veremos obligados a bloquear cualquier venta de armas a Arabia Saudí y los EAU, y sopesaríamos bloquear ventas de armas adicionales a otros miembros de la OPEP”, dijeron en su misiva.
La Casa Blanca ha propuesto venderle a Riad tecnología para convertir 900 bombas convencionales en municiones de precisión con sistemas de navegación por satélite, conocida como JDAM (“Municiones de ataque directo conjunto”), por un precio que podría superar los $100 millones, según la carta.
También pretende venderle a los EAU misiles Patriot por $9.000 millones y otras armas a Kuwait por $2.000 millones, según los senadores, entre los que se encuentra Charles Schumer, un influyente legislador demócrata.
La misiva recordó que en su última reunión, el 5 de marzo, los miembros de la Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP) decidieron dejar inalterada su producción, pese a la escalada del precio del crudo.
“Ponemos en duda que tenga sentido recompensar a los miembros de la OPEP con ventas lucrativas de armas”, indicaron los senadores, que instaron a Bush a que demande un aumento del bombeo “porque actualmente producen muy por debajo de su capacidad máxima”. Además de Schumer firmaron la carta Byron Dorgan y Bob Casey, y el independiente Bernie Sanders.
El precio del barril de crudo de la OPEP ha encadenado su octavo máximo histórico consecutivo al venderse el miércoles a $111,14, el 1,1% más que el martes pasado, informó ayer en Viena el secretariado de la organización petrolera.
Así, el petróleo de la OPEP, calculado en base a una cesta de trece tipos de crudo, continuaba su carrera alcista, impulsada también por la extrema debilidad del dólar estadounidense.
Desde hace ya nueve días, el petróleo de referencia del cartel petrolero no ha frenado el encarecimiento, simultáneo al experimentado por los crudos Texas y Brent, de referencia en Estados Unidos y Europa, respectivamente, que ayer volvieron a subir, aunque moderadamente.
El nuevo récord del crudo OPEP se produce pese a que los últimos datos publicados ayer por el Departamento de Energía de Estados Unidos, indicaron que las reservas de petróleo aumentaron en 2,4 millones de barriles la semana pasada hasta 316,1 millones.
Aunque esta cifra es superior a la esperada por los expertos, significa un 5,6% menos que las existencias registradas el pasado año en las mismas fechas.
Mientras tanto el fortalecimiento del dólar frente a otras grandes divisas ayudó ayer a que el precio del crudo de Texas bajara $2 en la Bolsa Mercantil de Nueva York (Nymex) y cerrara con su segundo descenso consecutivo.
Al final de la sesión regular del Nymex, los contratos para junio de Petróleo Intermedio de Texas (WTI) se negociaban a $116,06 por barril (159 litros), lo que supone un descenso del 1,9% respecto del día anterior.


Ver comentarios