Enviar
Seguro contra volatilidad cambiaria con poca acogida

• Sectores acusan a reglamento de ser poco práctico y riguroso en el proceso de autorización

Israel Aragón
[email protected]


El reglamento para ofrecer coberturas cambiarias a las empresas o agentes económicos que deseen protegerse de abruptos cambios en el tipo de cambio es juzgado de poco práctico y riguroso en las exigencias que impone a los bancos que deseen ofrecer estos productos.
La nueva normativa, vigente desde el pasado 13 de junio, pretende ofrecer a exportadores e importadores, opciones para pactar con entidades bancarias o financieras, por ejemplo, tipos de cambio a aplicar en el futuro a una transacción determinada.
No obstante, representantes del sector bancario y empresarial prevén que la nueva opción tendrá poca acogida en el mercado debido a las exigencias que estipula.
Por un lado, exige una garantía equivalente al 100% del monto sobre el cual se desea aplicar la cobertura, es decir, que al lado de la cantidad de dinero que se desea salvaguardar se debe aportar un monto igual como garantía.
“El reglamento no sirve porque exige muy altas garantías. Si tomáramos una cobertura por $1 millón en México lo que se necesita aportar es entre un 5% y un 7% del valor de la línea de crédito. Pero aquí con líneas tan altas resulta mejor pedir un préstamo en colones”, dijo Mario Gómez, gerente financiero de Durman Esquivel.
Tal requerimiento anula el sentido práctico de la cobertura. “El reglamento llevaba una buena intención pero se cometieron errores y ahora es como si no hubiera coberturas cambiaras”, agregó.
Gómez afirmó que por tales razones la empresa optó por usar las coberturas ofrecidas en el extranjero.
Actualmente varios bancos como el de Costa Rica, el Citibank y el Scotiabank buscan cumplir con las exigencias del reglamento para empezar a ofrecer estos productos.
Para Alejandro Gómez, tesorero de Scotiabank, “la normativa es simple en cuanto a su aplicación, pero rigurosa en los procesos de autorización: se requiere convencer a la Superintendencia General de Valores de que se cuenta con los sistemas de información, procesos, productos, estructura organizacional y personal experimentado que la operativa de derivados requiere”.
El Banco de Costa Rica, por su parte, ofrece a través del BCR Puesto de Bolsa contratos de diferencia, que funcionan con el mismo fin.
“Existe mucho interés por este tipo de productos, principalmente de clientes sofisticados como las corporaciones, dado que con la cobertura minimizan las pérdidas que puedan existir en las negociaciones de moneda que les afecten”, dijo Mario Rivera, gerente general interino del BCR.
Ver comentarios