Sector hotelero quiere profesionales para exportación
“Tenemos que formar a nuestros jóvenes para que puedan incorporarse al sector productivo aquí y en cualquier país”, dijo Katia Ortega, delegada de Amforht para Costa Rica. Gerson Vargas/La República
Enviar

201604142027260.recuadro-8.gif
El sector hotelero nacional quiere formar profesionales y técnicos con capacidades para insertarlos en el mercado turístico mundial.
Para ello, accederá a la red interactiva de la Asociación Mundial para la Formación Hotelera y Turística (Amforht), un “brazo académico” de la Organización Mundial de Turismo.

Esta alianza permitirá a estudiantes de carreras como hotelería, gastronomía y turismo, tener acceso a pasantías y puestos de trabajo en más de 57 países, así como la oportunidad de estudiar en universidades especializadas, centros de capacitación y escuelas profesionales.
“Lo importante de esta plataforma es que además de un intercambio cultural, se da un intercambio profesional, en el que incorporamos mejores prácticas en el área del turismo, la gastronomía y la hotelería”, dijo Katia Ortega, delegada de Amforht para Costa Rica.
La plataforma también permitirá acceder a información exclusiva, capacitaciones, investigaciones y manuales de buenas prácticas laborales.
A nivel local, la asociación trabajará en el desarrollo de programas que atiendan las necesidades del sector turístico, en conjunto con todas las universidades que ofrezcan carreras afines.
La Universidad del Turismo, Universidad Latina, Universidad Hispanoamericana, Universidad Castro Carazo, Universidad Fundepos y la Universidad Politécnica Internacional, son parte de los centros de enseñanza que pueden beneficiarse de la plataforma.
Será a través de las oficinas de relaciones internacionales que los estudiantes podrán consultar sobre las opciones de pasantías y carreras en los centros formativos afiliados a la red.
Otra de las áreas que viene a mejorar la plataforma es el desarrollo de la tecnología en la industria hotelera, que busca automatizar varios de sus procesos sin perder la calidez de la atención, aseguró Ortega.
Asimismo, el sector empresarial puede sacar provecho, gracias a certificaciones y la exposición de la marca en países miembros.
El reto formativo que enfrentan los estudiantes nacionales es el de ampliar su gama de habilidades, a través de técnicos, certificaciones y diplomados, para ser aptos en varias áreas del sector turístico.
Esto los capacitaría para insertarse al mercado hotelero internacional y no solo a nivel local, donde la rotación laboral es frecuente, explicó Ortega.
“Tenemos que formar muchachos no solo para que se queden en Costa Rica, sino que puedan ejercer en cualquier país del mundo”, agregó.
Entre los centros educativos que forman parte de la Amforht se encuentra la Universidad Politécnica de Hong Kong, el Instituto Culinario de México, la Escuela Central de Formación Turística de Italia y el Instituto de Hotelería de Quebec.

 


Ver comentarios