Se derrumbó Barcelona
Luis Suárez de nuevo silenciado, esta vez sufrió la marca de Mustafi. Josep Lago-AFP/La República
Enviar

201604172326380.recuadro-34-1.gif
Un accidentado Barcelona, de la mano de la que fuera la delantera más temida de la temporada, ha caído estrepitosamente en la Liga Española a tal punto que lo que parecía impensable para muchos hoy es posible y tanto Atlético de Madrid como Real Madrid, se suman en la lucha por la liga.
La derrota en casa 1-2 contra el Valencia, encendió aún más las alarmas en el cuadro azulgrana, el desplome del equipo de Luis Enrique es evidente y aunque sus opciones son claras, la falta de definición en la última jugada está pasando factura.
Valencia fue mejor en la inicial, con las anotaciones de Rakitic en propia puerta tras un desvió en el centro de Siqueira y de Santi Mina antes del descanso, puso a los “culés” sobre las cuerdas, pese a que intentaban una y otra vez romper una muralla llamada Diego Alves.
La MSN y compañía lo intentaron en más de 21 ocasiones sin tener fortuna, sin embargo, el embate fue muy fuerte y Messi descontaría a los 63 (logrando su gol 500 y poniendo fin a sus 515 minutos de sequía).
La desesperación se apoderaba del Camp Nou con el pasar de los minutos. La liga volvía a ponerse emocionante y la victoria “che” se celebraba también en la capital española.
El marcador no se movió y Valencia devolvió la esperanza a los que estaban hace cinco jornadas fuera del título y pone más que cerrada las últimas cinco fechas del campeonato español.
Simeone y compañía lograron no solo una victoria importante, sino que igualan al Barcelona en la punta con su victoria contra el Granada 3-0; Koke, Torres y Correa celebraron a más no poder sus anotaciones.
El Real Madrid con un Navas que sigue figurando en el arco merengue, goleó al Getafe de visita 1-5, devolviendo la esperanza de una posible celebración a sus seguidores.

Andrey Fernández Leiva
Para La República



Ver comentarios