Se agota empuje de lo tradicional
Se espera que el próximo gobierno brinde más apoyo a la empresa nacional. Más de mil caficultores cultivan el grano que se produce en Britt, comentó Pablo Vargas, CEO de Café Britt. Esteban Monge/La República
Enviar

Exportaciones dependen de los mismos tres productos desde hace una década

Se agota empuje de lo tradicional

Estrategia para diversificar aún no da los resultados para garantizar crecimiento


RESUMEN EJECUTIVO
Si el futuro que vislumbra el próximo gobierno tiene a las exportaciones de empresas locales, como un aspecto importante, es un tema que requiere atención inmediata.
En este momento, son pocas las empresas exportadoras locales las que tienen éxito en su ambición de crecer en los mercados internacionales.
Años atrás, era posible el éxito exportando bienes agrícolas con poco valor agregado.


201404222232070.n11.jpg
El gobierno entrante deberá hacer hincapié en el apoyo que se dará a las pymes durante los cuatro años siguientes, porque sus productos exportados carecen de condiciones para garantizar el éxito.
Invertir en procesos de valor agregado y diversificación, exportar conocimiento en lugar de bienes agrícolas sin elaborar; así como facilitar los mecanismos para que nuevos emprendedores crucen las fronteras, será requerido.
Ya Luis Guillermo Solís, presidente electo, dijo que dará prioridad a todo lo que tenga que ver con agilizar trámites para crear una nueva empresa.
Esta visión es compartida por Helio Fallas, vicepresidente y ministro de Hacienda, quien vislumbra la posibilidad de crear una ventanilla única para disminuir el papeleo y así, reducir el tiempo que se requiere para que una empresa empiece a funcionar.
Esto será necesario para revertir la caída en las exportaciones de las empresas locales, tendencia que inició en 2013.
Se debe en gran medida a que productos tradicionales decrecieron sus ventas, como es el caso del café, que bajó en un 27% en tan solo un año, seguido del banano con un 6%, respecto al año previo.
Ambos, entran en la categoría de postres y son fácilmente sustituibles.
A pesar de ello, los analistas esperan un repunte del café, ya que los contratos a futuro están cerrando con precios mayores.
Esto beneficiaría a empresas como Café Britt, que contrata más de mil productores de tres distintas zonas del país, que se dedican durante todo el año a cultivar y producir el café para consumo interno y el que se exporta a diversos mercados.
“Se producen alrededor de $3 millones por año”, comentó Pablo Vargas, CEO de Café Britt.
Los vaivenes en el precio de los productos agrícolas, es algo común.
Durante 2011 se dio un incremento sustancial en el precio del grano de oro en el mercado internacional.
Sin embargo, después de eso, este cayó en un 48%.
Junto con la piña y banano, estos productos representaban casi un 40% de las exportaciones, un 3% más que cinco años atrás según cifras de Procomer, prueba de que no se está diversificando lo suficiente.
De 2004 a la fecha se agregaron alrededor de mil productos a la lista de los que se exportan a diversos países.
Pero su peso en las exportaciones apenas alcanza el 3% del total, lo que significa que a pesar de la diversificación el resultado ha sido poco significativo.
Estados Unidos es el principal destino de las exportaciones del país desde hace más de una década, en 2004 le seguían ciertos países de Centroamérica y Holanda, mientras que en 2013 en segundo lugar se ubicaron naciones de la región seguidas de Alemania.

201404222232070.n111.jpg

Daniela Granados
[email protected]
@dgranadosLR

Javier Adelfang
[email protected]
@La_Republica

Ver comentarios