Enviar
HECHO PRINCIPAL

Panamá saca pecho

Panamá mejoró sus vías, aeropuertos y puertos en una década, mientras en Costa Rica se sigue soñando con proyectos de hace 30 años.
La diferencia es la agilidad del Estado, tanto para trabajar obras de concesión como para aquellas desarrolladas por el propio Gobierno.
Esta situación ha llevado a Panamá a situarse un piso arriba de Costa Rica en lo que a infraestructura se refiere. Cada vez resulta más evidente el rezago nacional, mientras los vecinos celebran su capacidad de modernizarse.
Especialistas en contratación de obras públicas señalan la voluntad política, para llevar a cabo los trabajos que se necesitan, entre las principales razones por las cuales el país vecino avanza a mayor velocidad.
El Gobierno panameño sabe que para surgir debe apostar a la infraestructura y por ello creó un programa de obras claro, explicó Eric Scharf, abogado del bufete Feinzaig, Scharf & Van der Putten.
La flexibilidad de la legislación para apurar la contratación y el estímulo para la llegada de inversión extranjera son otras dos políticas a las que apostó Panamá para mejorar su infraestructura.
“En Panamá hay menos burocracia, lo que permite desarrollar los proyectos en un tiempo menor a lo que se tarda en Costa Rica”, explicó Scharf, quien destacó además el hecho de que el país del Sur entrega en tiempo récord pasaportes a los fuertes inversionistas para facilitarles el desarrollo de sus planes en esa nación.
Sin embargo, en ese último punto el especialista en temas de contratación administrativa comentó que no todo es positivo en la desregulación panameña, pues explicó que “a como llegan inversionistas buenos, también permite el ingreso de personas indeseadas”.
Otra diferencia, que a criterio del especialista hay entre ambos gobiernos y hace que las obras en Panamá se realicen con mayor fluidez, es la prioridad que a este aspecto le da esa nación.


LO DESTACADO


Tráficos ganarían menos que multa por ebriedad
Un nuevo inspector de tránsito ganaría ¢1.610 menos de lo que una persona tendría que pagar de multa por conducir en estado de ebriedad o incluso por sobornar a un tráfico.
Esta situación, a juicio de expertos, podría dejar abierta una ventana para que los inspectores formen partes de actos de corrupción, razón por la cual algunos consideran necesario mejorarles su salario.

Solo el 4% de carreras está acreditado
La inversión que deben hacer las universidades para mejorar la infraestructura y adquirir mejores equipos técnicos es el principal impedimento para que acrediten con certificados de calidad sus carreras educativas.
Actualmente solo 51 de las 1.200 carreras, tanto públicas como privadas, es decir, un 4%, tienen la certificación que garantiza que la carrera es de calidad.

Vía a Caldera agravaría congestionamiento josefino
El diseño de la nueva carretera a Caldera omitió incluir obras que ayuden a agilizar el tránsito en los accesos que van del Gimnasio Nacional al centro de la capital.
El olvido provocaría un congestionamiento vial al costado sur de la Sabana, pues ahí coincidirán todos los autos que provengan del sector Oeste hacia San José.
Ver comentarios