Enviar
Lo más destacado

1. Renault-Nissan refuerza apuesta en Brasil

El presidente mundial de Renault-Nissan, el brasileño Carlos Ghosn, anunció la producción de dos nuevos modelos en Brasil y reafirmó la apuesta del grupo por este país, que, en su opinión, puede elevar la producción de los 3,4 millones de vehículos previstos para este año a unos 5 millones. Ghosn anunció que la empresa fabricará en este país el Renault Sandero Stepway, una versión todoterreno del Sandero, y el Nissan Livina.

2. Recesión desafía a Alemania

La confianza de las empresas y los consumidores alemanes cayó más de lo pronosticado por los economistas, acentuando temores de que la mayor economía europea se esté deslizando hacia una recesión. El índice del ambiente empresarial que lleva el instituto Ifo, de Múnich, basado en una encuesta a 7 mil ejecutivos, bajó a un mínimo de tres años de 94,8 unidades desde 97,5 in julio.

3. Real amenaza exportaciones brasileñas

La continua apreciación del real frente al dólar amenaza a las empresas exportadoras de Brasil, de las cuales el 46% disminuyó su participación en el mercado externo en los últimos 12 meses y un 6% paró de exportar, informó la Confederación Nacional de la Industria.

4. Auto barato de Tata encara demoras

El plan de Tata Motors Ltd. de fabricar el automóvil más barato del mundo encara demoras después de que un partido político indio prometió intensificar las protestas sobre la venta forzosa de campos cultivables a la fábrica. El ministro jefe Buddhadeb Bhattacharjee ofreció el martes indemnizar a los agricultores para poner fin a la disputa, en la cual Tata ha amenazado con mudar el proyecto.

5. Integración financiera se acerca al istmo

Una Bolsa de Valores Centroamericana integrada, la cual incrementaría el volumen de transacciones y atraería a inversionistas extranjeros y compañías, podría comenzar a operar el próximo año, dijo el presidente de la Bolsa de Valores de Panamá. Obstáculos regulatorios y técnicos serán resueltos, probablemente en meses próximos, despejando el camino para un sola plataforma de comercio para Panamá, Costa Rica y El Salvador, dijo Ricardo Arango.
Los tres mercados centroamericanos han estado aprovechando el consejo de la bolsa integrada de Escandinavia, en un proyecto financiado por el Banco Interamericano de Desarrollo. Chile, México y Brasil están también negociando eliminar las barreras al comercio transfronterizo, mientras Colombia y Perú podrían crear un sola plataforma el año entrante.






Hecho Principal:
Honduras se une al ALBA

Manuel Zelaya, presidente de Honduras, firmó la adhesión de su país a la Alternativa Bolivariana para las Américas (ALBA) en presencia de sus homólogos de Venezuela, Bolivia, Nicaragua y el vicepresidente cubano.
Zelaya suscribió el documento junto con el gobernante de Venezuela, Hugo Chávez, a pesar del rechazo de empresarios, políticos opositores y oficialistas y otros sectores organizados de Honduras, pero con el respaldo de agrupaciones populares y de izquierda.
“Honduras y el pueblo hondureño no tienen que pedirle permiso a ningún imperialismo para suscribir el ALBA”, proclamó Zelaya en su discurso, y agradeció al Presidente venezolano “por abrir este espacio de libertad” para Latinoamérica y el Caribe.
Chávez adelantó que a través del ALBA, Honduras obtendrá fondos venezolanos para constituir un banco agrícola estatal y maquinaria; participará en empresas de producción de alimentos y en un acuerdo de seguridad energética.
También tendrá acceso a la señal del satélite venezolano “Simón Bolívar”, que se lanzará este año, entre otras ventajas.
Zelaya señaló, además, que el ALBA ampliará la cooperación cubana y venezolana en programas de salud, educación y, especialmente, de alfabetización, en Honduras.
“El ALBA no nos obliga a nada”; por el contrario, “nos abre una puerta de esperanzas para resolver los grandes problemas que nos ha generado la crisis universal del capitalismo”, declaró Zelaya.
El Presidente hondureño argumentó que “si el sistema que ha gobernado Honduras durante 40 años hubiera solucionado” la pobreza del país no estarían “viendo hacia el sur y hacia el socialismo del sur”.
Zelaya rechazó los temores de quienes se oponen al ingreso de su país al ALBA y les espetó que “si le tenían miedo a esta lucha ya la perdieron”.
Insistió en que el ALBA no significa una alianza militar de Honduras con los demás países miembros, sino que “es una lucha por salir adelante”.
Miles de sindicalistas, estudiantes, campesinos e indígenas, así como activistas del gobernante Partido Liberal, aunque no de sus grupos mayoritarios, asistieron a la ceremonia, celebrada junto a la Casa Presidencial, en Tegucigalpa.
Los presidentes Chávez, Evo Morales (Bolivia), Daniel Ortega (Nicaragua) y el vicepresidente de Cuba, Carlos Lage, dieron la bienvenida a Honduras como nuevo miembro del ALBA.
Delegaciones de otros países latinoamericanos y caribeños también asistieron al acto.
Chávez, Morales, Ortega y Lage coincidieron en que fue un día “histórico” no solo para Honduras, sino también para Latinoamérica y el Caribe.
Reiteraron que el ALBA es un paso hacia la “independencia” y una alternativa al Area de Libre Comercio de las Américas promovida por Estados Unidos y que, según dijo Chávez: “ya lo enterramos” y “lo mandamos al carajo” en la Cumbre de las Américas celebrada en 2005 en Mar del Plata (Argentina).
El acto se celebró bajo rigurosas medidas de seguridad, aunque decenas de feministas protestaron en las cercanías por la presencia de Ortega, a quien su hijastra ha acusado de abuso sexual.
La empresa privada y algunos sectores políticos se oponen a la adhesión de Honduras al ALBA, por considerar que sus objetivos son de carácter ideológico y militar.
Hasta ahora, solamente sectores populares que aglutinan a obreros y grupos indígenas, y activistas del gobernante Partido Liberal, aunque no de sus corrientes mayoritarias, han apoyado al presidente hondureño en su decisión de adherir a Honduras al ALBA.
En el Parlamento hondureño también hay sectores mayoritarios que se oponen a esa iniciativa.
Honduras es miembro asimismo de Petrocaribe, un programa mediante el cual Venezuela suministra combustibles en condiciones blandas de pago, sistema por el que ya ha recibido cuatro embarques, desde junio pasado.
El ALBA fue lanzada en 2004 por Chávez, con el apoyo del entonces presidente cubano, Fidel Castro. Nicaragua, Bolivia y Dominica se sumaron posteriormente, ahora se añade Honduras, y Guatemala ha anunciado su intención de hacerlo pronto.
Ver comentarios