Enviar
Plan para abrir cuentas con fines fiscales podría violentar la Constitución
Reforma a secreto bancario tendría trabas

• Iniciativa es un compromiso de Hacienda para sacar al país de lista negra de paraísos fiscales
• Cámara de Bancos está dispuesta a mayor apertura pero con la intervención de un juez en el proceso

Daniel Chacón
[email protected]

La intención del Poder Ejecutivo de levantar el secreto bancario para investigaciones tributarias sin la intervención de un juez ni algún indicio de defraudación, podría topar con varias trabas legales.
La reforma, que formaría parte de un proyecto propuesto por el Gobierno como compromiso para evitar que Costa Rica sea considerada un paraíso fiscal, entraría en conflicto con otras leyes e incluso con el artículo 24 de la Constitución Política, en el cual se garantiza el derecho a la intimidad, a la libertad y al secreto de las comunicaciones.
Además, la Ley de Información no Divulgada obliga a la protección de aquellos datos por su carácter de secretos y que puedan tener valor comercial, de acuerdo con abogados consultados.
A eso se le suma la reprobación del gremio bancario, el cual está en contra de la supresión de la figura del juez en el proceso.
Con la legislación actual puede pedirse la apertura de cuentas para fines tributarios, pero no puede hacerlo directamente el Ministerio de Hacienda o la Dirección General de Tributación Directa.
“Hoy es permitido el levantamiento del secreto bancario pero debe mediar la intervención de un juez de la República. Me parece que eliminar al juez podría viciar de inconstitucionalidad el proyecto. Personalmente me parece inapropiado dar un poder absoluto al Estado, sin equilibrio ni garantías para evitar abusos”, analizó Edwald Acuña, abogado y ex juez.
La reforma que se plantearía pediría mayor apertura con respecto a los datos que solicitan los fiscales tributarios a los bancos.
No obstante, la función de administrar ese poder no puede estar en manos de la misma Dirección Tributaria por el “temor de que los límites sean violados, o bien, de que la información sea mal manejada”, a juicio de expertos
“Si se sueltan estas amarras se estaría regalando la intimidad de las personas. Aquí no solo se está hablando de un problema de privacidad, sino de cifras específicas e información financiera sumamente sensible, que mal manejada puede llegar a manos equivocadas o a la misma competencia en el caso empresarial”, consideró César Gómez, abogado penalista.
Los litigantes coinciden en que el juez es la garantía y control de que la información solicitada a los bancos será utilizada para el fin específico de investigación.
“No tenemos problemas para ampliar las causas que justifiquen el levantamiento del secreto bancario para investigaciones fiscales, pero con un juez. No es tanto por un tema de privacidad de los bancos, sino de los clientes”, expresó Luis Ortiz, asesor legal de la Cámara de Bancos.
El sentimiento de preocupación en el sistema financiero se argumenta en que esta medida pueda extenderse al mercado bursátil, afectando la privacidad de los inversionistas y violando las condiciones contractuales que rigen en la actualidad.
El tema quedó planteado en medio de los días santos, hecho que dificultó el intercambio de opiniones entre las autoridades, legisladores y banqueros.
“Voy a reunirme con los jefes de fracción y banqueros para explicarles con detalle la situación y buscar un proyecto que tenga apoyo. Lo único que he hecho es conversar informalmente con banqueros para explicarles el detalle del compromiso que debemos cumplir”, expresó Guillermo Zúñiga, ministro de Hacienda la semana anterior.
Ver comentarios