Enviar
Rajoy logra mayoría absoluta en España

El conservador Partido Popular (PP) obtuvo una victoria arrolladora en las elecciones generales españolas, en las que los socialistas del PSOE se hundieron en su peor resultado desde la democracia.
Con el 96 por ciento de los votos escrutados, el PP obtiene 186 diputados, frente a 110 del PSOE, una holgada mayoría absoluta que junto con el poder que ejerce en la mayoría de las regiones españoles convertirá a Mariano Rajoy en el presidente del Gobierno español con mayor poder de maniobra sin depender de pactos con otras fuerzas políticas.
Por su parte el PSOE, con Alfredo Pérez Rubalcaba como candidato a la presidencia de Gobierno, se queda en sólo 111 diputados.
Rajoy es un político con fama de tranquilo y resistente, que tras dos derrotas electorales consecutivas y casi ocho años en la oposición, en los que a base de resistencia sobrevivió a las duras luchas internas dentro de su partido en las que su liderazgo fue duramente cuestionado, se convertirá en el sexto presidente del Gobierno de la democracia española.
El hundimiento de los socialistas ha sido aprovechado por la formación Izquierda Unida, que experimenta un espectacular crecimiento, al pasar de sólo dos diputados en las elecciones de 2008 a 11, según los resultados parciales.
También es muy significativa la fuerte irrupción de la izquierda independentista vasca, que de la mano de la coalición Amaiur, consigue entrar en el Congreso con grupo parlamentario propio (unos 7 escaños).
El regreso de la izquierda "abertzale" vasca a Madrid se produce después de quince años de ausencia, desde que, en las elecciones de 1996, bajo las siglas de Herri Batasuna, consiguiera dos diputados, uno de ellos actualmente huido de la justicia y otro en prisión por relación con el terrorismo.
En estas elecciones, en las que ha habido una participación del 70%, una decena de partidos minoritarios consiguen representación parlamentaria, entre ellos, además de IU y Amaiur, los nacionalistas catalanes de CiU, el Partido Nacionalista Vasco (PNV), y Unión Progreso y Democracia (UPyD) formado por la ex dirigente socialista Rosa Díez.
A medida que se conocían los resultados del recuento, numerosos simpatizantes del PP se congregaron en la sede madrileña del partido, para celebrar la victoria electoral.
La victoria del PP estaba anunciada por todas las encuestas, después de que el PSOE de José Luis Rodríguez Zapatero sufriera un enorme desgaste por la crisis económica, el alto desempleo de más del 21% de la población activa y los ajustes aplicados en el último año, como la reducción de sueldos de los funcionarios y la congelación de las pensiones de jubilación.
Nada más al conocerse los datos de un sondeo a pie de urna difundido al cierre de los colegios electorales, y que otorgan a este partido una amplia mayoría absoluta el PPN se declaró como el triunfador de las elecciones generales.
La vicesecretaria de organización del Partido Popular y directora de la campaña electoral de los "populares", Ana Mato, compareció ante la prensa para señalar que, se acuerdo a esos resultados, "el PP ha ganado las elecciones".
"El cambio político" que lidera Mariano Rajoy "ha ganado esta noche en España con una amplia mayoría", dijo Mato.
Por su parte, Rajoy llamó a recuperar el orgullo de ser españoles y afirmó que España "dejará de ser un problema para volver a ser parte de la solución", tras proclamar su victoria en las elecciones generales.

Madrid/EFE

Ver comentarios